Mundo

EE UU: Gobierno de Venezuela se aproxima al de una junta militar

El subsecretario adjunto de EE UU para Suramérica, Michael Fitzpatrick, indicó que el país vive una "hiper crisis" con varias violaciones a la Constitución

Michael Fitzpatrick

El Nuevo Diario

Fitzpatrick Hay generales encargados de cualquier aspecto de la economía y la sociedad (Por la experiencia histórica) todos sabemos cómo se llama este tipo de régimen

El subsecretario adjunto de Estados Unidos para Suramérica, Michael Fitzpatrick, dijo este lunes que Venezuela vive una "hiper crisis" con varias violaciones a la Constitución, y que la gran presencia de militares a cargo de temas económicos y sociales aproxima el gobierno venezolano a las "juntas militares" que encabezaron varias dictaduras en latinoamérica en el siglo XX.

"El gobierno de Nicolás Maduro se refiere orgullosamente a su régimen como una unión cívica-militar, con más de 2.000 generales en actividad dentro de las fuerzas militares del país", expresó Fitzpatrick.

El funcionario aseguró que hay rumores de que Venezuela tiene más generales en activo que todos los 29 países de la OTAN juntos, aunque reconoció que no está seguro de si es así.

"Hay generales encargados de cualquier aspecto de la economía y la sociedad (por la experiencia histórica). En otros momentos y en otras partes de las Américas, todos sabemos cómo se llama este tipo de régimen. Se llama una junta, una junta militar", añadió Fitzpatrick en una conferencia de prensa telefónica en español.

Expresó su preocupación por el uso de tribunales militares para enjuiciar a civiles, lo que viola el artículo 261 de la Constitución.

"Hoy día hay más de 330 civiles, muchas veces incomunicados, detenidos y enjuiciados por los militares" en juicios "en secreto, donde ni los cargos ni las sentencias pasan a la luz del día", subrayó.

También aseguró que durante un estado de excepción la Constitución venezolana prohíbe el uso de la detención incomunicada, la tortura y establece el derecho al debido proceso e información.

Criticó la "fiebre repentina del gobierno" para convocar una asamblea nacional constituyente (ANC) que redacte una eventual nueva Carta Magna y refunde las instituciones del Estado.

"El objetivo del gobierno es claro: usurpar la autoridad de la Asamblea Nacional (AN) legítima y poner en su lugar un títere, una asamblea que pueda manejar y manipular. El gobierno intenta de nuevo cambiar las reglas para mantenerse en el poder y evitar sanciones en su contra", indicó Fitzpatrick.

El funcionario recordó que hoy es el día 80 de las protestas del país y llamó a la no violencia.

"Pedimos que los manifestantes se expresen de formas no violentas, pero también deploramos el uso de la violencia contra manifestantes sin armas, en particular el uso de los colectivos", destacó.

Fitzpatrick habló con la prensa horas antes de que los cancilleres de los países miembros de la Organización de Estados Americanos (OEA) se reunieran en Cancún, México, para tratar de aprobar una declaración sobre la crisis en el país suramericano.

"Las naciones de la región, incluidas las más cercanas a Venezuela y en particular las del Caribe, reconocen que Venezuela no está en el mismo punto que en 2014 ni en 2016. A mediados de 2017 está en modo de hiper crisis, y es hora de que la región se centre en eso pese a nuestras diferencias", recalcó.