GDA

William Brownfield: Venezuela es más que un narcoestado

El ex subsecretario de Estado de Estados Unidos también dijo que los criminales cuentan la complicidad de Nicolás Maduro

Brownfield

EL TIEMPO

William Brownfield

Por GDA | EL TIEMPO | COLOMBIA

El ex subsecretario de Estado para Asuntos de Narcotráfico Internacional de Estados Unidos (EE UU), William Brownfield, afirmó que Venezuela es un "país mafioso" donde traficantes de drogas, contrabandistas y lavadores de dólares operan con la complicidad del gobierno de Nicolás Maduro.

"Es más que un narcoestado", aseguró este viernes en la mañana durante un foro Washington, EE UU, organizado por el Centro para Estudios Estratégicos Internacionales (CSIS).

El ex funcionario añadió que desde su perspectiva todas las instituciones del gobierno, incluyendo las fuerzas de seguridad, han sido penetradas por la criminalidad.

"En 50 años, cuando los historiadores evalúen el presente, concluirán que esta Venezuela es un ejemplo clásico del estado mafioso", dijo Brownfield, que durante casi una década encabezó la lucha de EE UU contra el narcotráfico.

Para el ex subsecretario las instituciones del país están carcomidas por la corrupción, no existe transparencia ni mucho menos un estado que proporcione seguridad a sus ciudadanos. Sostuvo que actualmente Venezuela es la principal fuente de piratería marítima del mundo.

Brownfield citó una serie de razones que han contribuido a que Venezuela se haya convertido en un foco de la comunidad internacional.

Entre ellas, la decisión política que tomó el gobierno del presidente fallecido Hugo Chávez de dar refugio a las FARC y el ELN. No solo por que las FARC eran un cartel del narcotráfico, sino por que envió el mensaje a otras organizaciones criminales de que podían actuar con impunidad en el país y hasta con la protección de actores del estado.

También citó la protección que le han brindado actores externos como Rusia y China.

Brownfield indicó que quizá el único camino que existe para la crisis de Venezuela pasa por "una reestructuración total del gobierno, que sería el equivalente a un cambio de régimen"

Juan Zarate, Asesor Senior en CSIS y ex funcionario en gobiernos anteriores de EE UU resaltó que un desenlace semejante solo llegará cuando la comunidad internacional aplique la máxima presión política, diplomática y económica contra el gobierno de Nicolás Maduro.

Eso incluiría torpedear las exportaciones petroleras del país, algo que EE UU no ha hecho porque depende de ellas y porque tampoco quiere causar mas daño a la población del país.

Brownfield añadió que tanto EE UU como la región tienen que entender que la resolución del problema requiere de un castigo que afectará a la población.

Ambos coincidieron en que la comunidad internacional tendrá que jugar un rol importante, no solo como catalizador de ese cambio, sino en lo que seguirá una vez salga del poder el chavismo; especialmente con respaldo económico y apoyo en la reconstrucción de las instituciones.