Gastronomía

Miami y Madrid sucederán a Sao Paulo como capital gastronómica iberoamerica

El presidente de la Academia Iberoamericana de Gastronomía, el español Rafael Ansón, dijo que la cultura de la región está alcanzando a todo el planeta, y existe la intención de que su cocina llegue a todo el mundo anglosajón

ctv-h5h-13700999w
Por EFE

La ciudad brasileña de Sao Paulo recogió hoy el testigo de Buenos Aires como Capital Iberoamericana de la Cultura Gastronómica de 2018, en un acto celebrado en la Feria Internacional de Turismo (Fitur) en la capital de España, mientras que Miami (EEUU) lo será en 2019 y Madrid en 2020.

El presidente de la Academia Iberoamericana de Gastronomía, el español Rafael Ansón, dijo que la cultura de la región está alcanzando a todo el planeta, y existe la intención de que su cocina llegue a todo el mundo anglosajón a través de Miami; y a Europa, incluso China, desde Madrid.

Destacó el valor de la gastronomía para el turismo, pues 15 de los 82 millones de viajeros extranjeros que recibió España el año pasado llegaron para comer como fin principal, cuando hace tan solo unos lustros no venía nadie por ese motivo.

"Hay dos cosas importantes en la vida: una es comer y la otra... cenar", apuntó Ansón.

En nombre de Sao Paulo, el embajador de Brasil, Antonio Simoes, valoró de la ciudad su gran diversidad cultural y étnica, también en la gastronomía, que relacionó con la cultura y la "vida misma de las personas".

Por eso, no puede ser algo elitista, exclusiva de los grandes restaurantes de lujo, sino que cualquier pequeño bar puede ofrecer una tapa exquisita.

El viceministro de Turismo de Brasil, Alberto Alves, comentó que este reconocimiento contribuirá a que Sao Paulo sea un "polo de creatividad gastronómica" y, por esta razón, punto de atracción turística.

El director de Turismo de Buenos Aires, Gonzalo Robledo, elogió cómo España ha liderado la "revolución de la cocina en el mundo en los últimos 25 años".

Y esto ha permitido aumentar la calidad de los cocineros latinoamericanos, pues han ido a España a aprender lo mejor de la cocina mundial y, además, en su propia lengua.

Indicó que la gastronomía iberoamericana tiene todos los elementos para ser única y cada vez más importante, al tiempo que resaltó el trabajo de la Academia.