Deportes

Amorebieta y Fariñez se cruzarán en el camino del Deportivo Lara

La escuadra rojinegra salió sorteada en el Grupo 7 de la Libertadores, en el que aparecen Independiente y Millonarios, conjuntos en los que militan ambos venezolanos

Amorebieta

 Amorebieta

El vigente subcampeón del fútbol venezolano ya conoce bien a quienes serán sus rivales en su transitar por la primera fase de la Copa Libertadores.

Aunque para infortunio de ellos, el grupo que les tocó en la teoría luce como el más fuerte del torneo; de hecho, varios medios ya le fijaron el apelativo de “grupo de la muerte”.

No es para menos. Los crepusculares, que estarán en su segunda participación en el torneo internacional más importante del cono sur, deberán batallar en la ronda inicial con el Corinthians de Brasil, Independiente de Argentina y Millonarios de Colombia, en ese orden, respectivamente.

Para regocijo de los aficionados del fútbol venezolano, el sorteo dejó como nota el muy probable retorno a una cancha nacional de la ex figura vinotinto Fernando Amorebieta, así como también de quien acaba de emigrar al fútbol neogranadino y es el actual portero de la selección nacional, Wuilker Fariñez.

El hispano-venezolano Amorebieta es zaguero titular del conjunto argentino que llegó a la cita tras coronarse en la recién finalizada Copa Sudamericana.

El club de Avellaneda ostenta el máximo número de trofeos de Libertadores obtenidos con siete y no en vano es conocido como “el rey de copas” por sus 17 coronas internacionales.

Lo de Fariñez es menos factible. Para el inicio del evento el guardameta apenas estaría dando sus primeros pasos en el balompié extranjero con la camiseta de Millonarios y las posibilidades de estar en la plantilla se avizoran como mínimas.

El equipo de la capital colombiana acaba de erigirse campeón en el Torneo Finalización y presenta una plantilla sólida como para optar por uno de los cupos a la siguiente fase.

Corinthians no se queda atrás. La oncena amazónica, que será el rival contra el que el Lara se estrenará en la copa, es el vigente monarca del Brasileirao y cuenta en su palmarés con un galardón de Libertadores (2012) y dos mundiales de clubes (2000 y 2012).

La escuadra de Leo González tendrá como reto ante estos tres difíciles adversarios el mejorar lo realizado en su participación de 2013, cuando quedaron últimos en la fase de grupos después de medirse al Olimpia paraguayo, Newell's Old Boys argentino y la Universidad de Chile.