Economía

Industrias del envase no reciben divisas desde hace más de un mes

El sector presenta una producción muy baja por la caída de la demanda y por las dificultades para adquirir la materia prima

Envases
Por Carlos Seijas Meneses

La última vez que la Cámara Venezolana del Envase recibió divisas oficiales fue en la decimocuarta subasta del Dicom, que se llevó a cabo el 24 de agosto y cuya liquidación se realizó el 28 de agosto; es decir, hace más de mes y medio.

El presidente del gremio, José Manuel González, señaló que también fueron adjudicados en la decimoquinta subasta, pero hasta la fecha no han sido liquidadas las divisas. Agregó que las asignaciones de algunas empresas fueron mermando a lo largo de las subastas. “La cantidad limitada de dólares que recibíamos se iba reduciendo cada vez que la tasa cambiaria se modificaba”, explicó.

A pesar de que las subastas representaron un alivio porque permitió que algunas compañías importaran materia prima, no solucionaron los problemas. “Además, desde la suspensión del Dicom ya no hay manera de que obtengan divisas oficiales”, informó.

Algunas de las empresas del sector han registrado fallas en los inventarios por no contar con materia prima. González sostuvo que el sector presenta una producción muy baja por el descenso de la demanda y por las dificultades para adquirir insumos, importados y los fabricados por las empresas gubernamentales, que han manifestado problemas para suministrarlos al sector.

“De alguna manera se ha venido reduciendo las asignaciones de materia prima por parte de las empresas del Estado. La producción de ellos es poca en relación con la demanda del mercado, a diferencia de antes cuando se producía mucho más. Además, no explican las causas de esta situación”, reiteró González.

Refirió que el tema inflacionario ha venido afectando el consumo de sus principales clientes, que son las empresas de alimentos y la farmacéutica. “También ha caído por la pérdida del poder adquisitivo que ha ocasionado la inflación”.

Las expectativas para diciembre no son alentadoras. “No vemos que vaya a mejorar el suministro de materia prima ni la demanda”, aseguró. Es probable que el consumo suba un poco al final de año por el pago de utilidades, apuntó.

Sin embargo, no será a los niveles de años anteriores. “Será una proporción muy pequeña que no generará una variación importante para el funcionamiento de las empresas”, expresó.

Manifestó que si no hay políticas públicas que impulsen la economía, no habrá indicios de mejora.