Deportes

Dunga no quiere niños

Neymar llegó a la Copa América con la única misión de redimir a la Verdeamarela. Pero si Brasil quiere sumar su novena corona continental, tendrá que hacerlo sin la estrella del Barcelona, suspendido por el resto del torneo por un incidente contra Colombia.El castigo a Neymar fue un duro golpe para el equipo dirigido por Dunga, que no termina de calibrar en este torneo. La confederación brasileña apelará la sanción y Dunga probablemente utilice a Philippe Coutinho para ayudar al veterano Robinho en una delantera reconstruida.El timonel que fue campeón mundial como jugador en 1994 quiere que Brasil demuestre personalidad y temple para sacar adelante una Copa América que no ha resultado la redención que esperaban.?Necesitamos hombres que tomen decisiones, aunque se equivoquen, y no a niños que no lo hagan?, afirmó Dunga ayer. ?Vamos a sufrir en esta y otras competencias, pero tenemos que tener la madurez para corregir?.