Deportes

Caribes se reencontró con el pitcheo para igualar la serie

Los aborígenes se apoyaron en sólida apertura del derecho Daryl Thompson, que lanzó 6.1 innings, para blanquear a Leones en la UCV. René Reyes destacó con el madero

 

ctv-a7p-reyes rene 1884 avs

Apenas escuchó una alabanza al bullpen de Caribes de Anzoátegui, que no le permitió libertades a Leones del Caracas en 2.2 innings, el manager Omar López comenzó a buscar algún pedazo de madera para tocar. “Por favor no lo digan muy duro”, soltó para dejar en evidencia los traumas que dejaron los malos ratos en la serie contra Navegantes del Magallanes. “Hasta los momentos estamos bien, y espero que continuemos así”.

Pero no solo fueron los relevistas los que se lucieron. El verdadero protagonista fue el abridor Daryl Thompson, quien trabajó 6.1 capítulos, en los que solo aceptó cuatro imparables a pesar de lanzar con zapatos prestados debido a que el dugout aborigen fue víctima de una banda de menores de edad que se llevó 10 pares de spikes y otros efectos personales.

El trabajo del derecho allanó el camino de la victoria indígena, 4 a 0, en el Estadio Universitario. Ahora la serie semifinal se mudará mañana al Alfonso “Chico” Carrasquel igualada a una victoria por bando.

“Fue muy importante sacar un juego en la ruta. Uno trata de ganar la mayor cantidad de partidos posibles cuando es visitante”, comentó López. “Lanzamos bien y jugamos una buena defensa. Había un poco de frustración después de la derrota del jueves, pero le dije a los muchachos que esas eran cosas de beisbol”.

Además de Thompson, ganador del choque, el jardinero Reyé Reyes también se robó los focos de luz. Impulsó una de las dos carreras fabricadas en el quinto pasaje, y sentenció el encuentro con un cuadrangular de dos anotaciones  en el noveno tramo. El perdedor resultó Logan Darnell, iniciador de los melenudos.


Vuelan alto. Hablando de buena labor monticular, en Barquisimeto el derecho Júnior Guerra fue la piedra angular del triunfo de Cardenales de Lara 7 por 2 sobre Navegantes del Magallanes.

La victoria le sirvió a los crespuculares para extender su invicto como locales en esta postemporada de la LVBP después de cuatro presentaciones y viajar a Valencia con ventaja de 2-0 en su serie semifinal.

Guerra, refuerzo proveniente de Tiburones de La Guaira, lanzó 5.1 innings de seis hits y dos carreras, suficientes para quedarse con el segundo lauro con la camiseta cardenalera.

A Lara le bastó un rally de cinco anotaciones en el tercer episodio para darle la tranquilidad a Guerra y al resto de los lanzadores del bullpen, que trabajaron casi de manera perfecta frente a la ofensiva filibustera, que estuvo apagada en los dos primeros juegos de la serie.

Alex Romero, también refuerzo, se erigió como el héroe ofensivo con trío de rayitas fletadas.