Opinión

Carta abierta de los carabobeños a la AN

Rafael García Marvez

La opinión de

Considero interesante la propuesta coordinada por el profesor Tulio Hidalgo Vitale; bastante precisa, sin ambages, dirigida el sábado 20 de octubre a los diputados de la AN por un grupo de carabobeños merecedores de una respuesta reflexiva por parte de este cuerpo legislativo.

Esta misiva persigue, entre sus objetivos fundamentales, que haga una consulta coordinada por la Asamblea Nacional. Asimismo, darle la oportunidad al pueblo de Venezuela de expresar libremente su aceptación o rechazo a formas de gobierno y representaciones gubernamentales, sin mordazas de ninguna naturaleza, de forma pacífica, civilista, mediante un proceso de consulta nacional y democrática. Del mismo modo, movilizar las opiniones públicas, nacionales e internacionales, en torno al respaldo y materialización de esta propuesta para darle fuerza y legitimidad como instrumento de lucha cívica que exprese la voluntad del pueblo venezolano por el rescate de la democracia y la libertad.

Además, esta sería una demostración de absoluta evidencia de que la sociedad civil se resiste a aceptar que el régimen de Nicolás Maduro siga mancillando, humillando, el honor de los venezolanos sometidos por casi dos décadas a vivir en condiciones indignas. Este hecho sería, también, un desmentido concluyente de que somos una sociedad pacata, conformista, mansa, que acepta resignada el oprobio de un grupo perverso que se aloja en Miraflores para medrar de las riquezas que más bien debieran estar destinadas al progreso de la nación.

Fin del introito. A continuación la carta en cuestión:

“En nuestra condición de ciudadanos venezolanos, atendiendo a los principios descritos en el Preámbulo de la Constitución vigente, creada para una sociedad democrática, participativa y protagónica… nos dirigimos a ustedes muy respetuosamente con el propósito de plantearles lo siguiente: en la proximidad de la finalización del período constitucional del actual presidente de la república, reelegido este año en forma ilegal y extemporánea, juramentado por una sedicente asamblea constituyente igualmente ilegal, rechazada por la comunidad nacional y desconocida por la comunidad internacional, consideramos de vital importancia ofrecer al pueblo venezolano alternativas posibles que permitan corregir semejantes distorsiones violatorias de las leyes y la Constitución para reorientar el destino del país hacia “la construcción de una sociedad justa y amante de la paz, la promoción de la prosperidad y bienestar del pueblo” como lo establece nuestra carta magna en sus principios fundamentales.

Ante semejante conflictividad política que afecta el orden social, económico, cultural y moral, consideramos pertinente, a manera de propuesta, llevar a cabo un proceso de carácter civil, donde todos los venezolanos hagan oír sus voces sin sesgos que continúen desfigurando las aspiraciones del pueblo hastiado de ser amordazado por instituciones que obedecen a órdenes de grupos empeñados en permanecer a toda costa en el poder.

En consecuencia, se propone la realización de una consulta nacional coordinada por la Asamblea Nacional con el apoyo de todas las instituciones democráticas del país deseoso de conocer con certeza la opinión del pueblo, que contenga dos preguntas, solamente:

1. ¿Está usted de acuerdo con la aprobación ilegal de una nueva Constitución propuesta por la actual asamblea constituyente?

2.- ¿Está usted de acuerdo con aceptar la validez del proceso ilegítimo que pretende mantener en el poder al actual presidente de la república?

Con tales acciones de carácter estrictamente civiles estaremos en condiciones de reclamar, con todas las herramientas legítimas, legales y pacíficas, ante el país y el mundo, el rescate de los derechos democráticos que se nos han arrebatado.

Comunicación dirigida a ustedes, nuestros legítimos representantes, para conocimiento y fines consiguientes.

Atentamente.

Un grupo de venezolanos angustiados, amantes de la democracia y la libertad.”

garciamarvez@gmail.com