• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Los 28 tomarán medidas para intentar frenar ataques terroristas

El aeropuerto internacional de Zaventem y una estación de metro a apenas unos metros del Parlamento Europeo fueron los objetivos del ataque | BBC Mundo

El aeropuerto internacional de Zaventem y una estación de metro a apenas unos metros del Parlamento Europeo fueron los objetivos del ataque en Bruselas | BBC Mundo

A partir de abril se adoptaría el registro europeo de pasajeros aéreos

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Los ministros europeos de Interior se comprometerán hoy a colaborar urgentemente en la investigación de las redes terroristas responsables del 13-N en París y del 22-M en Bruselas, según el borrador de la declaración del encuentro extraordinario que mantendrán hoy.

Los Veintiocho dicen en este documento estar convencidos de que tras los ataques de París y Bruselas, que dejaron 130 y 31 muertos, respectivamente, “hay que combinar los esfuerzos nacionales, con carácter de urgencia, para investigar las redes implicadas en los ataques de París y Bruselas y otras redes similares”, indican.

No mencionan expresamente si este compromiso supone reforzar su cooperación en materia de inteligencia, como les reclama la Comisión Europea (CE), aunque fuentes comunitarias explican que al tratarse de un punto muy general este tipo de colaboración también estaría incluida.

Los ministros prometen, por otro lado, acelerar el trabajo en relación a las iniciativas que ya están sobre la mesa, en concreto a adoptar el próximo mes de abril la directiva que establece el registro europeo de pasajeros aéreos (PNR, por sus siglas en inglés).

El Consejo de la UE y el Parlamento Europeo alcanzaron un acuerdo provisional sobre esta medida el pasado mes de diciembre, pero aún tienen que oficializarlo.

La CE presentó esta propuesta en febrero de 2011 y una vez entre en vigor aún tardará unos dos años en ser aplicada en la práctica.

También dicen que continuarán la negociación para completar rápidamente una batería de medidas de lucha contra el terrorismo como el refuerzo de los controles en las fronteras exteriores de Schengen, dificultar la compra de armas de fuego y extender el sistema europeo de antecedentes penales (ECRIS, por sus siglas en inglés) a países no comunitarios.

Asimismo, aseguran que combatirán la falsificación de documentos y desarrollarán la cooperación antiterrorista entre la UE y Turquía y los países del norte de África, Oriente Medio y los Balcanes occidentales.

Se marcan también como meta compartir información con autoridades y operadores de transporte para realizar evaluaciones de riesgo eficientes, y mejorar la conexión entre las distintas bases de datos europeas e internacionales con el objetivo de detectar mejor los desplazamientos sospechosos.

La CE presentará en las próximas semanas una comunicación sobre fronteras inteligentes e interoperabilidad, mientras que el coordinador antiterrorista europeo, Gilles De Kerchove, junto a la Comisión, la presidencia holandesa de turno del Consejo de la UE y expertos, presentarán en junio "metas concretas", en particular mejorar la recogida, comprobación y conexión de información en materia de lucha antiterrorista.

Otro de los objetivos será detectar con mayor rapidez y eficacia los rastros de actividades terroristas, así como la radicalización y propaganda en internet, para lo que habrá que cooperar más estrechamente con países no comunitarios y con los proveedores de servicios.

La Comisión trabajará con las empresas tecnológicas para desarrollar antes de junio un código de conducta contra el discurso del odio en línea.

Los ministros propondrán también establecer, dentro del Grupo de acción contra el terrorismo, una plataforma dedicada al intercambio en tiempo real de información multilateral entre los servicios de seguridad de los Estados miembros, Suiza y Noruega.

Por último, se comprometen a establecer un equipo de enlace conjunto de expertos nacionales en el Centro Europeo de lucha antiterrorista de Europol (ECTC, por sus siglas en inglés).