• Caracas (Venezuela)

Multimedia

Al instante

galería

El sujetador cumple 100 años

  • 780x506 Uno de los diseños de la firma Ferrero (París, 1930). A pesar de que han transcurrido más de 80 años, el modelo podría ser, perfectamente, una creación actual | Foto: Getty Images
  • 780x506 La actriz Jane Russel tiene su hueco en los 100 años de historia del sujetador gracias al modelo que vistió en la película El forajido (1943). El diseño, que fue encargado por el multimillonario productor Howard Hughes, corrió a cargo de unos ingenieros aeronáuticos | Foto: Getty Images
  • 780x506 La pin-up Bettie Page fue una de las bellezas más exitosas y sensuales de los años cincuenta. Su lencería era bastante más atrevida que los corsés de la época | Foto: Getty Images
  • 780x506 En los años cincuenta, Jayne Mansfield rivalizaba con Marilyn Monroe por su gran parecido y sensualidad. La ropa interior que lucía en la época otorgaba a sus senos una forma puntiaguda que estaba de moda en el momento | Foto: Getty Images
  • 780x506 Uno de los anuncios de la marca de lencería Barbara en los años cincuenta | Foto: Getty Images
  • 780x506 Marilyn Monroe, uno de los iconos más imitados de todos los tiempos, pasará a la historia (entre otras muchas cosas) por esa escena de Con faldas y a lo loco (1959) en la que cantaba I wanna be loved by you con un vestido semitransparente que dejaba al aire parte del pecho | Foto: Getty Images
  • 780x506 Mrs. Robinson (Anne Bancroft) utilizó sus armas de mujer, y sobre todo, su mítico sujetador de leopardo para seducir a un joven Dustin Hoffman en El Graduado (1967) | Foto: Getty Images
  • 780x506 A las puerta de los años setenta, un grupo de unas 400 mujeres protestó contra el concurso de Miss América 1968 por considerarlo sexista. Tiraron sostenes, revistas y tacones en una papelera con el objetivo de quemarlos | Foto: Getty Images
  • 780x506 En 1977 nació el sostén deportivo. La prenda facilitó la práctica de deporte a la mujer, sin embargo, hoy el 75% no usa el modelo adecuado para hacer ejercicio. En la imagen, una de las campañas de Nike inmortalizada por el objetivo de Annie Leibovitz (2011) | Foto: Getty Images
  • 780x506 Puede que el sujetador de la Princesa Leia se haya convertido en la prenda fetiche nerd por excelencia | Foto: Getty Images
  • 780x506 Jean Paul Gaultier se inspiró en los 'picudos' diseños de los años 40 y 50 para diseñar el archiconocido corsé que lució Madonna en su gira Blonde Ambition | Foto: Getty Images
  • 780x506 En los años noventa los canadienses inventaron el Wonderbra, un sujetador que juntaba y elevaba el pecho. La campaña publicitaria de lencería más emblemática de todos los tiempos fue la que protagonizó Eva Herzigova en 1994 para la firma | Foto: Getty Images
  • 780x506 Kramer de Seinfeld lo tenía claro: ¿y por qué no confeccionar el 'bro' (sujetador masculino)? Se pegaba con velcro en la espalda y, aunque la idea original fue de Frank Constanza, Kramer solo consiguió que unos turistas alemanes se interesasen por él | Foto: Getty Images
  • 780x506 Después de la androginia y minimalismo noventero, Agent Provocateur revivió el 'sexy' de la mano de Kylie Minogue en 2001 y Kate Moss, unos años después, en una de las campañas más provocativas de todos los tiempos | Foto: Getty Images
  • 780x506 La reina del burlesque contemporáneo, Dita Von Teese, es una de las responsables de que vuelva a estar de moda la ropa interior de aires pin-up | Foto: Getty Images
  • 780x506 Desde 1977 Victoria's Secret se ha convertido en una de las firmas por excelencia al hablar de sujetadores y ropa interior. Su desfile anual y sus 'Ángeles' la catapultan constantemente a las portadas y noticias de la prensa especializada | Foto: Getty Images
  • 780x506 Precisamente esta firma es la responsable de elaborar los sujetadores más caros del mundo. En la imagen, la modelo Candice Swanepoel luce un diseño valorado en 10 millones de dólares | Foto: Getty Images
  • 780x506 La enésima excentricidad de Lady Gaga la llevó a colocarse un sujetador lanzallamas. Así, dejaba al público boquiabierto cuando al final de un concierto en Toronto sus pechos se convirtieron, literalmente, en explosivos | Foto: Getty Images

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share: