• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

La sucesión aún sin un candidato fuerte

Cardenales en el Vaticano

Cardenales en el Vaticano

Los purpurados en Roma han sostenido reuniones privadas y preparan el perfil del próximo pontífice. Los cardenales empiezan los preparativos para el cónclave 

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Cuatro días después de que la Iglesia entrase en Sede Vacante, los cardenales se re-unirán por primera vez hoy, 4 de marzo, para preparar el cónclave del que saldrá el suce-sor de Benedicto XVI, sin que, de momento, destaque la figura de un candidato fuerte. Si en el cónclave de 2005 desde el primer momento despuntaron los cardenales Joseph Ratzinger, futuro Benedicto XVI, y Carlo María Martini, aunque éste estaba ya enfermo de parkinson, en el próximo, que previsiblemente comenzará el 11 de marzo, no se ven figu-ras destacables y hay una fuerte división en el Colegio Cardenalicio.

Esa fragmentación también se ve, aseguran los vaticanistas, en el hecho de que inclu-so grupos fuertes, como son tradicionalmente los italianos, los estadounidenses e incluso los latinoamericanos, están divididos y, de momento, no tienen un candidato que apoyar.

Los escándalos de filtración de documentos reservados de Benedicto XVI y del Vati-cano, conocido como Vatileaks, pueden dañar las candidaturas italianas, precisan los va-ticanistas, ya que la gran mayoría de los documentos develados se refieren a enfrenta-mientos entre miembros italianos de la curia.

El dossier del Vatileaks preparado por los tres cardenales –octogenarios y que por tan-to no podrán entrar en el cónclave¬ sólo lo conocen ellos y Benedicto XVI.

El papa emérito decidió que esa documentación esté exclusivamente a disposición del próximo pontífice, lo que evita que quede archivada, como se hace tras la muerte o re-nuncia de un papa, cuando todo el material del pontificado queda archivado para su es-tudio y no se publica hasta pasados bastantes años.

Ante la posibilidad de que los tres cardenales informen a los otros purpurados durante las reuniones preparatorias que comienzan hoy, el portavoz vaticano, Federico Lombardi, señaló que los purpurados sabrán en que medida podrán y deberán dar información a quienes se lo pidan.

Papables. Ya este fin de semana, los purpurados que están en Roma mantuvieron reuniones privadas, en la que han comentado la situación de la Iglesia y diseñado el perfil del próximo Papa, que –coinciden– debe ser joven, para guiar con energía la Barca de Pedro. Por joven en el Vaticano se considera a un cardenal que tenga entre 60 y 70 años de edad.

Como papables se consideran a los cardenales italianos Angelo Scola, arzobispo de Milán, de 71 años de edad y cercano al movimiento Comunión y Liberación, y Gianfranco Ravasi, de 70 años de edad, ministro de Cultura del Vaticano.