• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Tres procesados en Chile por enviar falsa alarma de sismo por WhatsApp

Whatsapp tiene 450 millones de usuarios activos en todo el mundo | BBC

Whatsapp tiene 450 millones de usuarios activos en todo el mundo | BBC

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Tres personas fueron citadas ante la Fiscalía en la región de Antofagasta en el norte de Chile por la difusión de una grabación por la red de mensajes de celular WhatsApp que informaba de un megaterremoto y causó alarma pública, informó la policía.

Las tres personas podrían recibir una condena de reclusión menor por un "delito de falsa alarma de emergencia" y por provocar alarma pública, que implica penas de entre 0 y 61 días de prisión, aseguró el subcomisario de la Policia de Investigaciones (PDI) de Antofagasta, Ricardo Muñoz.

El mensaje se difundió por la red de mensajería de teléfonos inteligentes Whatsapp un día después del sismo de 8,2 grados de magnitud que azotó el pasado 1 de abril las regiones de Arica, Iquique y Antofagasta, unos 1.800 km al norte de Santiago, y anunciaba un nuevo megaterremoto para esa misma noche en el área.

En la grabación se hace referencia a una "mesa de diálogo con sismólogos y muchas personas" "que llegaron a la conclusión de que el megasismo se viene para hoy día" (2 de abril), que instaba a avisar a todas las personas posibles y tomar medidas como reunir a la familia "en un lugar seguro".

La grabación se hizo viral además a través de la red social Facebook y el sitio de videos en internet YouTube, y generó pánico entre los afectados por los sismos en el norte.

Algunos de ellos huyeron a los cerros y varios supermercados de la zona se colmaron de clientes, lo que obligó a las autoridades a desmentir su veracidad.

Tres personas de entre 15 y 40 años, dos mujeres y un hombre que reconocieron los hechos, fueron identificadas tras la investigación realizada por Brigada de Delitos Económicos y la unidad de Cibercrimen de la PDI, que confirmaron que la grabación se originó en Arica.

Los tres acusados recibieron una orden de apercibimiento, que les obliga a mantener un domicilio fijo y presentarse ante la Fiscalía a prestar declaración en una fecha aún no determinada.