• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

La policía dispersa una manifestación en Kuwait

Manifestación de este domingo en Kuwait

Manifestación de este domingo en Kuwait

La policía kuwaití usó granadas ensordecedoras y gases lacrimógenos para dispersar este domingo a miles de manifestantes convocados por la oposición

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La policía kuwaití usó granadas ensordecedoras y gases lacrimógenos para dispersar este domingo a miles de manifestantes convocados por la oposición, cuatro de los cuales fueron recibidos por el emir de este rico país petrolero del Golfo.

Las fuerzas especiales y la policía acordonaron el lugar elegido para la concentración pero los organizadores pidieron inmediatamente en Twitter a sus partidarios que se dirigiesen a Mishref, un suburbio a unos 20 kilómetros al sur de la ciudad. Entonces miles de personas lograron concentrarse en Mishref pese al cierre de la mayoría de los accesos.

Los manifestantes bloquearon brevemente el tráfico en una carretera del sur de la capital y al cabo de una hora dieron por terminada la protesta. "Tras haber expresado nuestro rechazo a cualquier cambio en la Constitución, anunciamos el fin de la manifestación", publicaron los organizadores en sus cuentas Twitter.

Varios activistas denunciaron detenciones de manifestantes pero no dieron cuenta de heridos. El emir, jeque Sabah al Ahmad Al Sabaj, se reunió a últimas horas del domingo con cuatro figuras de la oposición, entre ellas dos antiguos diputados islamistas, en lo que parece una mediación para salir de la crisis.

El exdiputado Mohamad Hayef afirmó en Twitter que el emir les había dicho que acepta cualquier decisión que emita la Corte Constitucional sobre la enmienda de la ley electoral que originó la crisis. Es la primera reunión entre el emir y la oposición desde el comienzo de la crisis hace unas semanas. Horas antes, cientos de agentes de las fuerzas especiales y de la policía, apoyados por vehículos blindados, se desplegaron en el lugar designado para la manifestación, bloqueando su acceso. La oposición había llamado a sus partidarios a no recurrir a la violencia aunque las fuerzas de seguridad les atacasen.

El ministerio del Interior, que puso el sábado todas sus fuerzas en estado de alerta, reiteró en varias ocasiones que impediría la manifestación, si fuera necesario usando la fuerza. El diario Al Anbaa afirmó el sábado que las autoridades podrían recurrir al ejército. En un comunicado publicado el sábado, el gobierno precisó que el ministerio del Interior no había entregado una autorización ni recibido una solicitud de los organizadores de la manifestación. Durante las dos últimas semanas, las fuerzas de seguridad usaron gases lacrimógenos para dispersar a manifestantes durante dos concentraciones, dando lugar a enfrentamientos en los que resultaron heridas más de 140 personas, incluidos 16 agentes.

La oposición organizó una nueva manifestación para protestar contra una enmienda a la ley electoral, aprobada el 19 de octubre por el emir y a la que acusa de favorecer una manipulación de los resultados de las elecciones anticipadas, convocadas para el 1 de diciembre.

Compuesta por islamistas, nacionalistas y liberales, la oposición ganó las elecciones parlamentarias de febrero, pero la corte constitucional anuló estos comicios en junio y restableció el antiguo Parlamento favorable al gobierno. Los dirigentes de la oposición insisten en que no quieren perjudicar a la familia reinante de los Al Sabaj y el viernes reiteraron su lealtad al emir, aunque le piden que retire la polémica enmienda.