• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

La policía de Egipto sufre el mayor golpe en años en Sinaí

Crisis en Egipto / EFE

Crisis en Egipto / EFE

La justicia ordenó la detención preventiva del presidente depuesto Mohamed Mursi por quince días

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La escalada de violencia que vive Egipto golpeó a la policía con la muerte de 24 de sus efectivos en un ataque armado en el Sinaí, el más grave registrado en la península, contra las fuerzas de seguridad, en los últimos años.

Según explicaron policiales, hombres armados obligaron a los agentes asesinados en el Sinaí a bajarse de los microbuses en los que viajaban y los ejecutaron, unos hechos en los que otros tres uniformados resultaron heridos de gravedad.

Los Hermanos Musulmanes acusaron a las autoridades de orquestar dicho ataque para encubrir la muerte, en un confuso incidente, de 36 presos islamistas, que según la cofradía fueron torturados y calcinados el fin de semana pasado.

El gobierno interino de Egipto mantuvo una reunión de urgencia y decidió cerrar el paso de Rafah, que comunica con Gaza.

Los Hermanos Musulmanes denunciaron que 400 de sus dirigentes han sido detenidos en los tres últimos días y temen por su suerte.

Numerosos líderes islamistas han sido capturados desde el golpe militar que depuso, el 3 de julio, a Mohamed Mursi.


Cargos para Mursi. Mursi está en prisión preventiva acusado de colaborar con el movimiento palestino Hamás para perpetrar acciones enemigas contra Egipto y por el asesinato y secuestro de policías y reos durante el asalto a una cárcel. A estos cargos, la Fiscalía de Egipto sumó una nueva causa, al implicarle en la muerte, detención y tortura de ciudadanos durante los disturbios ocurridos en diciembre pasado frente al palacio presidencial de Itihadiya. La detención preventiva de Mursi por quince días es una medida cautelar que entrará en vigor cuando acabe el periodo de prisión por el otro caso.

Sumándose a la confusión política que reina en el país, la justicia anunció que el ex presidente Hosni Mubarak obtuvo la libertad condicional a la espera de un juicio en uno de los casos corrupción, pero permanece detenido por otro.


Protestas. Los partidarios de Mursi llevaron a cabo nuevas protestas para exigir su restitución en el poder y condenar el violento desmantelamiento de sus acampadas de El Cairo, en las que murieron 377 manifestantes.


Sin consenso

No hay consenso sobre el modo de responder a la convulsión en Egipto, ni en Occidente ni en el mundo árabe.

Los ministros de Relaciones Exteriores de la Unión Europea tendrán una reunión de emergencia mañana en Bruselas para discutir modos de forzar al Gobierno de Egipto a buscar un compromiso pacífico.

Entre las opciones que se discuten están recortar los paquetes de ayuda de entrega y préstamos prometidos el año pasado por 5.000 millones de euros (6.700 millones de dólares), y también un posible embargo contra Egipto.

Estados Unidos, un aliado de Egipto desde que logró la paz con Israel en 1979, ha pospuesto la entrega de cuatro aviones de combate F-15 y suspendió un ejercicio militar conjunto, pero no ha detenido su entrega anual de ayuda de 1.550 millones de dólares.

Arabia Saudita, otro aliado de Washington, prometió el cubrir las necesidades financieras que surjan tras el retiro de la ayuda de Occidente a Egipto debido a que ve con recelo las ambiciones políticas de los Hermanos Musulmanes.