• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

50 personas murieron en choques entre islamistas y fuerzas de seguridad en Egipto

Enfrentamientos en Egipto / Reuters

Enfrentamientos en Egipto / Reuters

El balance, en el que no figuran policías muertos, es el más alto desde la represión iniciada el 14 de agosto para dispersar por la fuerza dos sentadas de partidarios de Mursi, depuesto por los militares en julio, que reclamaban su vuelta al poder en El Cairo

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Al menos 50 personas murieron en enfrentamientos entre las fuerzas de seguridad y partidarios del depuesto presidente islamista Mohamed Mursi registrados en Egipto este domingo, día en que se conmemoraba el 40º aniversario de la guerra árabe-israelí de 1973.

El balance, en el que no figuran policías muertos, es el más alto desde la represión iniciada el 14 de agosto para dispersar por la fuerza dos sentadas de partidarios de Mursi, depuesto por los militares en julio, que reclamaban su vuelta al poder en El Cairo.

Los actos violentos de ese día y de la semana posterior dejaron más de mil muertos, en su gran mayoría manifestantes favorables a Mursi. Más de 2.000 islamistas fueron detenidos.

Del total víctimas mortales registradas este domingo, al menos 45 personas murieron en El Cairo y cinco en diferentes ciudades al sur de la capital, indicó Jaled al Jatib, responsable del departamento de urgencias del Ministerio de Salud, sin precisar la identidad de los fallecidos, el lugar y las circunstancias de las muertes.

Otras 268 personas resultaron heridas, añadió al Jatib.

Varios enfrentamientos se produjeron en la capital entre partidarios y detractores de Mursi, mientras la policía intervenía con gases lacrimógenos, balas de goma para dispersar a los manifestantes y, en ocasiones, ráfagas de armas automáticas, cuando el tamaño de las concentraciones se incrementaba, constataron periodistas de la AFP.

Estos periodistas vieron cómo policías detenían y golpeaban a varios manifestantes.

El Ministerio del Interior acusó en un comunicado a los manifestantes de abrir fuego contra las fuerzas del orden y de destrozar bienes públicos en El Cairo, obligando a la policía a "intervenir".

Según Interior, 423 personas fueron detenidas en la capital.

Varios miles de adversarios de Mursi se congregaron este domingo en la plaza Tahrir de El Cairo, símbolo de la revuelta que derrocó al presidente Hosni Mubarak en 2011. Una decena de aviones de caza egipcios sobrevolaron la capital en formación para conmemorar este aniversario, según periodistas de la AFP.

Estos manifestantes, que fueron registrados por las fuerzas de seguridad a la entrada de la plaza, llevaban numerosos retratos del general Abdel Fattah Al Sisi, jefe de estado mayor, viceprimer ministro y ministro de Defensa, considerado nuevo hombre fuerte de Egipto.

El general Sisi, acompañado del presidente interino, Adly Mansur, y el primer ministro jordano, Abdala Nsur, asistió a un espectáculo de fuegos artificiales, danzas y canciones en un estadio militar.

"Ejército, policía y pueblo están juntos, de la mano (...) Protegeremos Egipto, la pueblo egipcio y la voluntad de los egipcios", prometió a la multitud en medio de aclamaciones.

El primer ministro Hazem Beblawi instó a los egipcios a unificarse y declaró que el país se está restableciendo.

"Ahora que pasamos por momentos críticos, todos los egipcios deben permanecer juntos, tener confianza y se optimistas respecto al futuro", dijo en un discurso televisado.

En El Cairo, el despliegue de tropas era este domingo más impresionante de lo habitual para un país que vive parcialmente en estado de emergencia desde el 14 de agosto y en cuya capital sigue vigente un toque de queda nocturno y hay puestos de control militares.

El conflicto de 1973 -conocido como Guerra de Octubre en los países árabes y Guerra de Yom Kipur en el Estado hebreo- es recordado con orgullo en Egipto, ya que junto con las fuerzas sirias lograron sorprender a las defensas israelíes durante la celebración de Yom Kipur (Día del Perdón) en Israel.

Esta ofensiva permitió más tarde la recuperación de la Península del Sinaí gracias al tratado de paz firmado en 1979.

La Alianza contra el Golpe de Estado, dirigida por los Hermanos Musulmanes -el partido de Mursi-, pidió a sus militantes que se concentraran este domingo en la emblemática plaza Tahrir y convocó nuevas manifestaciones la semana entrante, entre ellas una de estudiantes este martes.

Aunque los Hermanos Musulmanes siguen convocando manifestaciones, su capacidad de movilización ha disminuido considerablemente debido a la represión, la detención de casi todos los dirigentes de la hermandad y la confiscación de sus bienes por la justicia.

Según los expertos, si los seguidores de los Hermanos Musulmanes dieran muestras de extremismo, el Ejército no dudaría en reprimirlos aún con más fuerza, ya que la mayoría de la población apoya a los militares y la comunidad internacional, que fracasó en sus múltiples intentos de mediación, no pudo hacer nada ante la dura represión de las autoridades castrenses.