• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

15 muertos en un atentado suicida contra una comisaría en Somalia

El presidente, Hasan Sheik, expresó sus condolencias a las víctimas en comunicado en el que tachó de "estúpido" este ataque, ya que, en su opinión, no servirá para promover la causa de Al Shabab

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Quince personas murieron hoy y varias más resultaron heridas en un atentado suicida con coche bomba en una comisaría de policía de la ciudad de Baladweyne, en el centro de Somalia, informaron a Efe fuentes policiales.

El atentado, atribuido por el Gobierno somalí a la milicia radical islámica Al Shabab, fue perpetrado esta mañana, cuando un coche con una gran carga explosiva estalló frente a la puerta de la comisaría, en el centro histórico de la ciudad.

Entre las víctimas mortales hay civiles y agentes de Policía, añadieron las fuentes.

El presidente de Somalia, Hasan Sheik, expresó sus condolencias a las víctimas en comunicado en el que tachó de "estúpido" este ataque, ya que, en su opinión, no servirá para promover la causa de Al Shabab.

La milicia radical "quiere aterrorizar a la gente", pero el Gobierno somalí "está consiguiendo llevar la paz y la estabilidad en Somalia", añade en el escrito.

El pasado 19 de octubre, Al Shabab mató a 17 personas en otro atentado suicida cometido en un céntrico restaurante de Baladweyne ubicado frente a una base del Ejército somalí y de las tropas de la misión de la Unión Africana (UA) que apoya al Gobierno local en su lucha contra los grupos integristas.

Los radicales integristas controlan amplias zonas del centro y el sur del Somalia, cuyo frágil gobierno todavía no está en condiciones de imponer su autoridad.

Al Shabab reivindicó el asalto armado y secuestro del centro comercial de Westgate de Nairobi, que comenzó el 21 de septiembre, duró cuatro días y ocasionó 72 muertos (incluidos cinco terroristas).

Las tropas de la misión de la UA (AMISOM), el Ejército somalí, las fuerzas etíopes y milicias progubernamentales combaten a los islamistas.

Somalia vive en un estado de guerra civil y caos desde 1991, cuando fue derrocado el dictador Mohamed Siad Barré, lo que dejó al país sin un Gobierno efectivo y en manos de milicias islamistas, señores de la guerra y bandas de delincuentes armados.