• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Estado islámico crea califato de terror en Irak y Siria

Los extremistas sunitas pidieron que se rechace la democracia, la laicidad y el nacionalismo

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El Estado Islámico de Irak y el Levante proclamó la creación del califato de Irak y Siria. El grupo insurgente comandado por Ibrahim Awad Ali al Badri al Samarrai, mejor conocido por su nombre de guerra Abu Bakr al Bagdadi, ha cometido acciones violentas que incluyen toma de ciudades y crucifixiones a civiles. Al Bagdadi se hizo nombrar califa, lo que significa sucesor del profeta.

Los califatos, donde se pone en práctica la Ley Islámica o Sharia, permanecieron hasta la caída del Imperio Otomano. En marzo de 1924, Mustafá Kemal Atatürk, presidente de Turquía, abolió constitucionalmente la institución del califato. Sin embargo,  la idea fue rescatada por el islam político que lo ve como un símbolo de unidad en la fe.

El problema, actualmente, surge con los radicales yihadistas sunitas que aprovechan las crisis políticas y sociales de Irak y de Siria para imponer su visión de la Sharia en Estados laicos. Los extremistas marcaron la pauta con el anuncio del califato.

“Musulmanes rechacen la democracia, la laicidad, el nacionalismo y el resto de 'basuras' de occidente. Vuelvan a su religión”, dijo Abu Mohamad al Adnani, portavoz de Al Bagdadi.

Charles Lister, investigador asociado a Brookings Doha, declaró a la agencia AP: “Desde un punto de vista geográfico, el Estado islámico opera en Irak y en Siria. También se encuentra, aunque escondido, en el sur de Turquía. Parece tener presencia en Líbano y partidarios en Jordania, Gaza, en el Sinaí, en Indonesia, en Arabia Saudita y otros lugares. Podría tratarse del nacimiento de una nueva era del yihadismo transnacional”.

Hay que recordar que el Estado Islámico de Irak y el Levante es una escisión más violenta de Al Qaeda, pero vinculada a ella.

El experto Mustafa al Ani, del Gulf Research Centre, señaló a AFP: “El gran sueño de Al Qaeda era la creación de un Estado islámico, desde los atentados del 11 de septiembre y este es sin duda el núcleo del califato que se expandirá con el hundimiento y crisis políticas en otros Estados de la región”.

La debilidad del poder del Estado y la ausencia de una intervención extranjera puede generar enfrentamientos entre chiítas y sunitas y el gobierno.