• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Marisol Pérez Tello: “En democracia no puede verse normal lo que pasa en Venezuela”

Marisol Pérez Tello | tuteve.tv

Marisol Pérez Tello | tuteve.tv

Presidente de la Comisión de DD HH advirtió que la comunidad internacional exigirá que se respeten los valores democráticos

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La congresista Marisol Pérez Tello es directa. Confiesa caminar por una línea contraria a la de Nicolás Maduro, al que califica como un sucesor malo de Hugo Chávez, y sentencia sin miramientos que Venezuela tuvo un proceso electoral dudoso. La Presidenta de la Comisión de Justicia y Derechos Humanos del Congreso de Perú se reunió el jueves en Lima con los representantes de la oposición venezolana Leopoldo López y Eduardo Gómez Sigala.

─¿Qué conclusión saca tras reunirse con los dirigentes venezolanos?

─Más allá de la posición política, analizamos los valores democráticos. Soy de una ideología adversa a la de Maduro, pero respeto la decisión de un pueblo con respecto al futuro político que quiere tener. Lo que reclamo es lo que ya han dicho los diputados que nos visitaron: fue un proceso que no respetó las características democráticas. Lamentablemente en nuestros países se han sucedido gobiernos democráticos, dictatoriales y pseudo-democráticos que buscan mantenerse en el poder de manera irregular.

─¿En qué punto se sitúa Venezuela?

─En el mismo punto que hace unos años estaba Perú. En un gobierno que quiere perpetuarse en el poder. Creo que no hemos estado a la altura necesaria para defender la democracia en un país que necesitaba se le recordasen los valores democráticos innegociables.

─Unasur pidió a Maduro el conteo de votos.

─No es sólo el conteo de votos, es hacer una auditoria transparente, revisar las firmas, los documentos y las actas. Verificar cómo votaron personas fallecidas. Hablamos de una diferencia mínima en un universo de más de 17 millones de votantes. Y esto debería exigir a la comunidad internacional que intervenga para dar tranquilidad a los venezolanos. La democracia supone elecciones limpias, supone que un candidato no puede ser presidente encargado al mismo tiempo.

─¿Es una situación que marca la dinámica de la política latinoamericana?

─Necesitamos instituciones fuertes. Entiendo que Venezuela lleva muchos años polarizada por un discurso que construyó Chávez. Nunca pensé que podía haber alguien peor y aparece Maduro, que a ese discurso ha sumado una conducta violenta y de represión. Maduro es presidente por un liderazgo que heredó. Pero está claro que se va a quitar ese respaldo él solo, porque su conducta lo pone en evidencia. No es posible que haya golpes a los disidentes políticos dentro del hemiciclo, que no les den el derecho a la palabra. Son cosas que no hay que aceptar.

─¿Qué cree que pasará en Venezuela?

─Espero que el pueblo venezolano encuentre el camino a la democracia en paz y que los opositores tengan la fuerza que necesitan y el respaldo de muchos.

─La oposición pide a Unasur un pronunciamiento. ¿Lo logrará?

─Tengo confianza en que va a pasar algo bueno.

─¿Algo distinto a lo que ocurrió en la cumbre que ratificó a Maduro?

─Unasur pidió un recuento de votos, entonces no puedes aceptar que fue una elección del todo limpia. Pero estoy segura que quien va a reaccionar es el propio pueblo venezolano.

─Y desde el Congreso peruano, ¿Qué hará frente a la denuncia de la oposición venezolana?

─Nuestro respaldo absoluto. Desde la democracia no puede verse como algo normal lo que ocurre en Venezuela. No está bien que un hombre use el poder que tiene para hacer una campaña con todo el dinero del gobierno y perseguir a los que piensan distinto. Los venezolanos tienen que saber que hay una comunidad internacional que comienza a solidarizarse. Ya hay más de 400 firmas de parlamentarios de varios rincones del mundo que están en desacuerdo.

─¿Los hechos en Venezuela marcan la política en América Latina?

─Por supuesto. Pero de manera positiva: nos muestran lo que no tiene que hacerse. Más allá de los intereses económicos, hay países que empiezan a entender que ese no es el camino. Por eso Venezuela está a punto de marcar un precedente.