• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Brasil espió a Rusia, Irán Irak y Estados Unidos

Rousseff advirtió al diario Folha de Sao Paulo que publicar informesclasificados es delito | AFP

Rousseff advirtió al diario Folha de Sao Paulo que publicar informesclasificados es delito | AFP

El organismo de inteligencia Abin monitoreó las actividades de los diplomáticos entre 2003 y 2004

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Brasil espió hace 10 años a diplomáticos de Rusia, Irak e Irán, así como instalaciones usadas por Estados Unidos en Brasilia, según un documento del organismo de inteligencia Abin al que accedió el diario Folha de Sao Paulo.

El documento señala que entre 2003 y 2004 la inteligencia brasileña espió a militares rusos involucrados en la negociación de equipos militares, así como también el excónsul general de ese país en Río de Janeiro Anatoly Kashuba.

También monitoreó a la embajada de Irak después de la invasión de Estados Unidos a ese país en 2003 y al entonces embajador de Irán en Cuba, Seyed Davood Mohseni Salehi Monfared, durante su visita a Brasil entre el 9 y el 14 de abril de 2004.

Abin vigiló además salas alquiladas por la embajada de Washington en Brasilia, que el gobierno sospechaba eran utilizadas para operaciones de espionaje, y encontró que los estadounidenses guardaban allí computadores y equipos de comunicación.

El espionaje tuvo una escala mucho menor al de la Agencia de Seguridad Nacional de Estados Unidos, que monitoreó las comunicaciones de millones de brasileños, de la estatal Petrobras e incluso de la presidenta Dilma Rousseff.

A raíz de esas revelaciones, Rousseff condenó el espionaje ante la Asamblea General de la ONU y suspendió una visita de Estado a Washington programada para octubre.

La Presidencia de Brasil respondió que las actividades reseñadas por Folha fueron operaciones de contrainteligencia y advirtió que la publicación de informes clasificados como secretos constituye un delito.

¿Asilo a Snowden?

El asesor de la Casa Blanca Dan Pfeiffer y los jefes de las comisiones de Inteligencia del Senado y la Cámara de Representantes afirmaron que no habrá clemencia para el excontratista Edward Snowden, que filtró documentos secretos sobre el espionaje de Estados Unidos.

Las afirmaciones se produjeron luego de que un diputado del Parlamento de Alemania publicara una carta de Snowden, refugiado en Rusia, en la que éste afirmaba que está dispuesto a cooperar en las investigaciones sobre el espionaje estadounidense que se realizan en ese país.

En los últimos días han aumentado los pedidos de políticos y figuras de la cultura alemana para que se le ofrezca refugio a Snowden a cambio de su testimonio. El partido La Izquierda dijo que impulsará una resolución en el Parlamento para forzar al Ejecutivo a garantizar el asilo.

La canciller Angela Merkel dejó claro que el debate sobre el tema no debe perjudicar la relación con Estados Unidos.