• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Francisco y Benedicto XVI ya conviven en el Vaticano

Francisco y Benedicto XVI | AFP

Francisco y Benedicto XVI | AFP

El papa emérito volvió de la residencia de descanso de Castel Gandolfo, en donde estuvo luego de dimitir al trono de San Pedro

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El papa emérito Benedicto XVI se mudó a la que será su residencia permanente en el Vaticano, luego de estar en el palacio vacacional de Castel Gandolfo desde su renuncia el 28 de febrero, e inició una era sin precedentes para la Iglesia Católica, en la que un ex pontífice vivirá al lado de otro que ejerce el cargo.

El papa Francisco dio la bienvenida a su antecesor afuera de donde éste pasara sus años de retiro, un monasterio al que se le hicieron modificaciones y que se ubica en una orilla de los jardines de la Santa Sede. Ambos ingresaron de inmediato en una capilla contigua para rezar juntos.

Benedicto XVI está feliz de volver al Vaticano y dedicarse al servicio de la iglesia con la oración, como él mismo dijo al anunciar su renuncia en febrero, informó Federico Lombardi, portavoz de la Santa Sede. Francisco lo recibió con fraterna cordialidad, agregó.

El Vaticano no facilitó imágenes televisivas del regreso, a diferencia de la cobertura en vivo que dio a su despedida, lo que algunos vincularon con las imágenes del 23 de marzo, cuando Francisco visitó a Benedicto XVI en Castel Gandolfo, que mostraron al papa emérito más frágil y delgado.

Lombardi reconoció que el ex pontífice ha perdido vigor físico tras su retiro, pero insistió en que no tiene dolencia alguna y sólo se trata de su edad avanzada (86 años). “Es un hombre que no es joven: está viejo y su fuerza mengua lentamente. Sin embargo, está saludable”.

Benedicto XVI optó por abandonar de inmediato el Vaticano tras su renuncia a fin de sustraerse físicamente de la elección de su sucesor. Su ausencia también permitió a los trabajadores concluir las renovaciones en el monasterio.