• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Cajas negras confirmaron exceso de velocidad del tren

El accidente ferroviario ocurrió muy cerca de la estación de Santiago de Compostela / Foto La Voz de Galicia

El accidente ferroviario ocurrió muy cerca de la estación de Santiago de Compostela / Foto La Voz de Galicia

El tren descarriló a 153 kilómetros por hora pero momentos antes iba a 192 kilómetros. El conductor declaró haber confundido el tramo 

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Las cajas negras del tren que descarriló en Santiago de Compostela la semana pasada, confirmaron que el vehículo se desplazaba a 153 kilómetros por hora al momento del accidente -que causó 79 muertos- aunque poco antes lo hacía a 192 kilómetros por hora.

El 24 de julio, el convoy se descarriló a unos 4 kilómetros antes de su llegada a la estación de Santiago, en una zona donde la línea, de alta velocidad hasta ese momento, se transforma en vía convencional al acercarse a la ciudad y la velocidad se limita a 80 kilómetros por hora. Más de 200 personas iban a bordo.

Según los datos extraídos de las cajas negras, el conductor Francisco José Garzón parecía consultar el trayecto del convoy vía telefónica cuando ocurrió el siniestro. El diario

El País afirmó que Garzón Amo declaró al juez  haber confundido el tramo donde se encontraba.

"Del audio almacenado en las cajas negras se ha podido saber también que el maquinista estaba hablando por teléfono con personal de Renfe (compañía del ferrocarril), que parece ser un controlador, en el momento del accidente. Del contenido de la conversación y por el ruido de fondo parece que el maquinista consulta un plano o algún documento similar en papel", informó el Tribunal Superior de Justicia de Galicia.

El comisario jefe de la Brigada Judicial de A Coruña contó que al ayudar a Garzón a salir del caos vio que tenía una herida en la cara y que éste dijo: “Estoy herido leve. Pero lo importante son los pasajeros”. Cuando el comisario trató de calmar los nervios del conductor, contestó: “¿Cómo quiere que me calme? Con lo que he provocado, prefiero morir”.  Garzón Amo fue imputado por homicidio por imprudencia.

Al funeral de las 79 víctimas del accidente, que se realizó el lunes en la catedral de Santiago, asistieron los príncipes de Asturias, la infanta Elena y el presidente del Gobierno de España, Mariano Rajoy.


Error humano en Suiza

Un error humano es la principal hipótesis para explicar la causa del choque frontal entre dos trenes en Suiza, lo que causó 1 muerto y 40 heridos.

El accidente, que se produjo cuando uno de los maquinistas no respetó una señal luminosa.

tuvo lugar en la región central de Suiza, después de que el conductor de uno de los trenes, proveniente de la localidad de Payerne, detuviese el convoy en la estación de Grange-près-Marnand. 200 metros después de volver a arrancar, el tren chocó con otro procedente de Lausanne, informaron autoridades de la compañía de trenes CFF.