• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Wilson está satisfecho con la nueva política antidopaje de las Grandes Ligas

El jardinero de los Angelinos de Los Ángeles, C.J. Wilson | AP

El jardinero de los Angelinos de Los Ángeles, C.J. Wilson | AP

La nueva política antidopaje de las mayores agrega que los culpables tampoco podrán jugar en fase final en la temporada que sean descubiertos

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El lanzador de los Angelinos de Los Ángeles, C.J. Wilson, se dijo conforme con las nuevas y más severas normas de las Grandes Ligas contra quienes den positivo en pruebas antidopaje.

"Son sanciones extremadamente duras", aseguró Wilson, quien siempre se ha mostrado muy crítico con quienes han dado positivo en las pruebas de laboratorio.

Agregó que "si tomamos en cuenta a los jugadores que ganan mucho dinero, digamos entre 10 y 20 millones de dólares, y de un momento a otro no podrán ganar nada si son descubiertos, entonces estamos hablando de que son sanciones muy fuertes".

Dijo que "toda la vida de una persona puede verse afectada si lo suspenden por ejemplo 162 juegos".

"Se debe ser realmente pésimo evaluando situaciones si después de saber los riesgos, hacen algo así", dijo.

De acuerdo a las nuevas normas de las Grandes Ligas, a partir de esta temporada la sanción para la primera ofensa aumenta las suspensiones de 50 a 80 juegos. En la segunda ofensa pasa de 100 a 162 juegos, y la tercera significa la expulsión de por vida.

La nueva política antidopaje de las mayores agrega que los culpables tampoco podrán jugar en fase final en la temporada que sean descubiertos.

"Creo que (los jugadores que incurren en dopaje) lo hacen por avaricia, porque no están felices con el tipo de jugador que son y entonces tienen que hacer trampa para ganar más dinero", dijo.

Agregó que "quienes sienten necesidad de hacer trampa es porque están perdiendo el tiempo en otras cosas que no tienen que ver con el béisbol".

"Tenemos que limpiar el deporte como podamos, y las herramientas que tenemos son los exámenes y las condenas", consideró.

Wilson piensa que ni la pobreza es una justificación válida para incurrir en el uso de sustancias prohibidas porque "estamos hablando de jugadores que son de Grandes Ligas".

"Quiero decir que si ganan 500.000 dólares al año, están ganando mucho dinero. Si vienes de pobreza extrema, creo que el objetivo es estudiar la forma de tener una carrera larga, porque esa es la manera de hacer mucho dinero, jugar durante mucho tiempo".

"Con todo lo que se ha hecho, se puede decir que ahora el juego es mucho más limpio que hace 15 años", dijo.

Concluyó que "hemos hecho muchas cosas, aumentamos el número de pruebas antidopaje, entre otras cosas. El programa de exámenes es bueno y muchos jugadores van a ser atrapados si tienen algo ilegal en su cuerpo. No queremos que lo hagan, y tampoco queremos que lo hagan los niños. Queremos ser buenos ejemplos para ellos".