• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Vacuna contra el ébola inmuniza a primates a largo plazo

Un trabajador de salud de Liberia rocía con desinfectantes el cadáver de una víctima del ébola | Foto: AP

Un trabajador de salud de Liberia rocía con desinfectantes el cadáver de una víctima del ébola | Foto: AP

El Instituto de Salud de Estados Unidos prepara pruebas en seres humanos

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Científicos del Instituto Nacional de Salud estadounidense (NIH) publican este domingo en la revista Nature Medicine los resultados de un nuevo ensayo de una vacuna experimental contra el ébola durante el que han logrado inmunizar a primates durante 10 meses, el periodo más largo hasta ahora.

En ensayos anteriores se había inmunizado a un número reducido de macacos durante un plazo de entre cuatro y cinco semanas, unos resultados alentadores que condujeron a la autorización de los primeros exámenes de esa vacuna en humanos, previstos para este mes. El grupo liderado por la investigadora Nancy Sullivan logró proteger a los primates contra la cepa del virus conocida como Zaire, la misma que azota África Occidental y que podría haber infectado a más de 20.000 personas en las últimas semanas, según cálculos de la Organización Mundial de la Salud (OMS).

En una primera fase del ensayo, los primates recibieron una dosis de la vacuna basada en el vector adenoviral ChAd3, mientras que ocho semanas después se les administró una segunda dosis de refuerzo con un vector distinto, basado en el virus modificado Ankara (MVA). Esa combinación ha resultado la más efectiva hasta ahora en primates, si bien los científicos subrayan que una única dosis de la vacuna ChAd3 es suficiente para otorgar protección completa a corto plazo y una defensa parcial durante varios meses.

Los científicos del NIH trabajan con un adenovirus proveniente de chimpancés, dado que muchas personas han estado expuestas a adenovirus humanos, por lo que su sistema inmune tiende a neutralizarlos. Los autores del estudio subrayan en sus conclusiones que una rápida puesta a punto de la versión final de la vacuna podría ayudar potencialmente a contener el brote de ébola que se extiende por África Occidental.

La primera fase de los ensayos clínicos en humanos, sobre 20 voluntarios sanos, comenzará con el apoyo del NIH y la farmacéutica GlaxoSmithLine en Maryland (Estados Unidos), mientras que está previsto que se lleven a cabo pruebas paralelas en el Reino Unido.

Al tiempo que se investiga una vacuna contra el ébola, especialistas de la Agencia de Salud Pública de Canadá ultiman los exámenes en primates del fármaco experimental ZMapp, que ha demostrado su eficacia para contrarrestar el virus hasta cinco días después de la infección.