• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Uruguay oficializó el matrimonio homosexual

Matrimonio gay / Reuters

Matrimonio gay / Reuters

Hoy se realizó en el país la primera boda de una pareja gay, que se realizó "in extremis", y las inscripciones en el Registro Civil de homosexuales para casarse, mientras persisten denuncias de discriminación por orientación sexual

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Uruguay oficializó hoy su apuesta por los derechos sociales con la primera boda de una pareja gay, que se realizó "in extremis", y las inscripciones en el Registro Civil de homosexuales para casarse, mientras persisten denuncias de discriminación por orientación sexual en el país.

Dos hombres, uno de ellos con un cáncer terminal, contrajeron el primer matrimonio homosexual registrado en Uruguay en una ceremonia que se llevó a cabo en un centro médico de Montevideo.

El acto se celebró apenas unas horas después de que entrara en vigor la ley de matrimonio igualitario en Uruguay, según fuentes oficiales, que no revelaron otros detalles de la pareja más que llevaban décadas de relación.

Esta boda fue autorizada "in extremis" al enfermo de cáncer y su pareja debido a su estado crítico, lo que les permitió casarse sin cumplir con el requisito de anotarse antes en el Registro, trámite que sí realizaron ante la atenta mirada de la prensa local e internacional Sergio Miranda (45 años) y Rodrigo Borda (39), los primeros cumplir con todas las formalidades legales.

Miranda y Borda, que llevan 14 años de relación, acudieron a anotarse acompañados de la madre y el hermano del segundo, y de dos amigos de la pareja como testigos.

La pareja dirige "Friendly Map", una revista orientada al público gay uruguayo, y la pasión de ambos es viajar, el arte y la cultura en general.

Ahora deberán ahora esperar 11 días para elegir una fecha de celebración de su unión civil, si bien mostraron su voluntad de que se realice en septiembre, coincidiendo con el Mes de la Diversidad Sexual en Uruguay.

Miranda destacó ante la prensa que esta jornada "es un día de mucha alegría, emoción y responsabilidad" y opinó que Uruguay está dando al mundo "una señal de que todos somos iguales, en un momento en que en otros países hay leyes que oprimen y persiguen a los homosexuales".

A su lado, Borda explicó que decidieron dar visibilidad a este momento para "desmitificar" las relaciones homosexuales y que todas las personas "no solo se sientan incluidas sino que también incluyan".

La normativa uruguaya, reformada el pasado mes de abril, señala que la institución del matrimonio "implicará la unión de dos contrayentes, cualquiera sea la identidad de género u orientación sexual de estos, en los mismos términos, con iguales efectos y formas de disolución que establece hasta el presente el Código Civil".

Según organizaciones defensoras de los derechos de los homosexuales en Uruguay, no se espera una avalancha de registro de parejas que quieren casarse, aunque al menos otras seis han manifestado públicamente su deseo de contraer matrimonio próximamente.

Con esta histórica jornada, el pequeño Uruguay, de 3,3 millones de habitantes, afianza su apuesta por los derechos sociales, ya que en los últimos meses, además de la Ley del Matrimonio Igualitario, se han aprobado otras normas de carácter progresista como la despenalización del aborto.

Además, la semana pasada la Cámara de Diputados validó un proyecto de Ley que legaliza la producción y venta de marihuana bajo el control y la supervisión del Estado, y ahora debe ser ratificado por el Senado.

Sin embargo, pese al avance que supone el nuevo marco legal, la comunidad LGTB (Lesbianas, Gays, Transexuales y Bisexuales) uruguaya alerta de que la discriminación hacia estos colectivos aún persiste.

Pablo Stratta, miembro de la agrupación política Diversidad Frenteamplista y uno de los testigos de la pareja inscrita hoy en el Registro Civil, destacó que en materia de igualdad de los derechos de los homosexuales "queda mucho por hacer".

Recordó, por ejemplo, que la población transexual "sigue siendo la más relegada en cuanto a derechos y obtención de oportunidades en la vida".

Desde hace dos años, seis personas transexuales han muerto asesinadas en el país, hecho que llevó a que el año pasado la oficina de la ONU en Uruguay pidiera al Gobierno que desplegara "todos los esfuerzos" para aclarar la "ola de crímenes contra transexuales en el país".

En la actualidad, el matrimonio homosexual es legal en España, Holanda, Bélgica, Canadá, Sudáfrica, Noruega, Suecia, Portugal, Islandia, Dinamarca y Argentina, así como en seis estados de EE UU, la capital mexicana, el estado mexicano de Quintana Roo y en el estado brasileño de Alagoas.