• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Terremoto de 6,1 grados sacudió el este del Tíbet

"Sentimos fuertes temblores y se han producido daños en casas y carreteras, pero no se me ha informado de ninguna víctima por el momento", señaló el jefe del Partido en el condado de Zogang, Zhang Hongjun, a la agencia oficial Xinhua

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Un terremoto de 6,1 grados en la escala de Richter sacudió este lunes el este de la región autónoma de Tíbet, sin que por el momento se haya informado de víctimas, según las autoridades.

El sismo, con hipocentro a 10 kilómetros de profundidad, tuvo su epicentro a 30 grados latitud norte y a 98 grados longitud este, en la prefectura de Qamdo, a unos 1.000 kilómetros al sureste de la capital del Tíbet, Lhasa, de acuerdo con el Centro de Redes Sísmicas de China.

El temblor, que sucedió a las 05.23 hora local (21.23 GMT del domingo), provocó el derrumbe de viviendas y el daño de carreteras, pero, por el momento, no se ha confirmado ninguna víctima.

"Sentimos fuertes temblores y se han producido daños en casas y carreteras, pero no se me ha informado de ninguna víctima por el momento", señaló el jefe del Partido en el condado de Zogang, Zhang Hongjun, a la agencia oficial Xinhua.

El político, sin embargo, manifestó su preocupación por los habitantes de Ringo, un municipio montañoso con una población de 3.476 habitantes, situado justo en el epicentro del seísmo.

"Nos llevará más tiempo conocer cuál es la situación allí, porque a ocho de los doce pueblos de Ringo sólo se puede llegar a pie y no tienen telecomunicaciones accesibles", indicó Zhang.

El terremoto se ha sentido también en otra prefectura del Tíbet, Deqen, y en la provincia de Yunnan, donde se están evaluando los daños.

La zona ha sufrido varias réplicas tras el primer seísmo, la más fuerte de 5,1 grados en la escala de Richter, según el centro.

Hace sólo tres semanas, un terremoto de 6,6 grados en la escala de Richter sacudió dos condados de la provincia de Gansu, al noroeste de China y cercana al Tíbet), y provocó la muerte de al menos 95 personas.