• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Senado EE UU: agresión en Asamblea fue violencia inexcusable

Vista del edificio del Capitolio en Washington, Estados Unidos | EFE

Vista del edificio del Capitolio en Washington, Estados Unidos | EFE

Ya la comisión de Asuntos Exteriores de esa cámara había condenado sucesos de abril en la AN

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El Senado estadounidense aprobó por consenso el viernes una resolución que rechaza lo que califica como intimidación gubernamental contra la oposición en Venezuela y describe como "violencia inexcusable" los incidentes violentos ocurridos en abril en el interior de la Asamblea Nacional del país sudamericano.

Como se recordará, fue a mediados de abril de este año cuando la estrecha y protestada victoria de Nicolás Maduro en las presidenciales desencadenó una serie de hechos violentos dentro y fuera de la AN.

El Senado aprobó sin voto ni debate la resolución, que había sido aprobada de igual manera el lunes por la comisión de Asuntos Exteriores escasas horas después de que Caracas anunciara la expulsión de tres diplomáticos estadounidenses, a los que acusó de reunirse con opositores para realizar supuestas actividades de conspiración.

Washington rechazó las acusaciones y respondió expulsando a tres diplomáticos venezolanos.

La resolución solicita a la OEA un reporte detallado sobre irregularidades supuestamente ocurridas durante las elecciones del 14 de abril que dieron la presidencia de Venezuela al candidato oficialista Nicolás Maduro, pese a que el organismo hemisférico no tuvo observadores porque Caracas no le extendió la invitación.

AP solicitó a la embajada venezolana un comentario, sin obtener respuesta.

Los patrocinadores de la resolución son los demócratas Bob Menéndez (Nueva Jersey), Bill Nelson (Florida), Tim Kaine (Virginia) y Mark Udall (Colorado), y los republicanos Marco Rubio (Florida), John McCain (Arizona) y Mark Kirk (Illinois).

Agresión. Esta resolución del senado estadounidense sigue a otras similares adoptada por el senado chileno y por el congreso peruano. 

El proyecto de resolución fue presentado dos meses después de que la dirigente opositora María Corina Machado visitó la capital estadounidense y exhortó al Congreso a pronunciarse en contra de Maduro porque considera su triunfo del 14 de abril como fraudulento y debilitador de las instituciones democráticas.

El 30 de abril Machado sufrió fractura en la nariz y varios diputados quedaron con evidentes golpes luego de los desórdenes protagonizados por diputados en el Congreso.

El candidato Henrique Capriles perdió las elecciones presidenciales por menos de 250.000 votos y las impugnó alegando fraude ante el Tribunal Supremo, que desechó la denuncia.