• Caracas (Venezuela)

Multimedia

Al instante

galería

Retratos del Holocausto:
Fallece Wilhelm Brasse

Wilhelm Brasse tomó 50,000 fotografías, durante su dura estadía en el campo de concentración nazi, Auschwitz. Sus imágenes fueron de los pocos registros de la época, revelando los horrores que allí se cometían, Brasse falleció este martes y será enterrado el jueves en la ciudad de Zywiec, en el sur de Polonia

  • 780x506 Brasse fue capturado por los nazis en 1940, estos le asignaron trabajar en un comando encargado de llevar los cadáveres de las cámaras de gas a los hornos para ser incinerados. Cuando sus carceleros descubrieron que era un fotógrafo experimentado, le encargaron tomar fotografías de los prisioneros para los archivos internos y de experimentos clínicos hechos a los carceleros. Las imágenes fueron recuperadas de los archivos nazis al final de la Segunda Guerra Mundial y ahora son parte fundamental del museo que él mismo ayudó a fundar | AFP/ BARTEK WRZESNIOWSKI
  • 780x506 Brasse fue capturado por los nazis en 1940, estos le asignaron trabajar en un comando encargado de llevar los cadáveres de las cámaras de gas a los hornos para ser incinerados. Cuando sus carceleros descubrieron que era un fotógrafo experimentado, le encargaron tomar fotografías de los prisioneros para los archivos internos y de experimentos clínicos hechos a los carceleros. Las imágenes fueron recuperadas de los archivos nazis al final de la Segunda Guerra Mundial y ahora son parte fundamental del museo que él mismo ayudó a fundar | AFP/ BARTEK WRZESNIOWSKI
  • 780x506 Brasse fue capturado por los nazis en 1940, estos le asignaron trabajar en un comando encargado de llevar los cadáveres de las cámaras de gas a los hornos para ser incinerados. Cuando sus carceleros descubrieron que era un fotógrafo experimentado, le encargaron tomar fotografías de los prisioneros para los archivos internos y de experimentos clínicos hechos a los carceleros. Las imágenes fueron recuperadas de los archivos nazis al final de la Segunda Guerra Mundial y ahora son parte fundamental del museo que él mismo ayudó a fundar | Wilhelm Brasse /auschwitz.org
  • 780x506 Brasse fue capturado por los nazis en 1940, estos le asignaron trabajar en un comando encargado de llevar los cadáveres de las cámaras de gas a los hornos para ser incinerados. Cuando sus carceleros descubrieron que era un fotógrafo experimentado, le encargaron tomar fotografías de los prisioneros para los archivos internos y de experimentos clínicos hechos a los carceleros. Las imágenes fueron recuperadas de los archivos nazis al final de la Segunda Guerra Mundial y ahora son parte fundamental del museo que él mismo ayudó a fundar | Wilhelm Brasse /auschwitz.org
  • 780x506 Brasse fue capturado por los nazis en 1940, estos le asignaron trabajar en un comando encargado de llevar los cadáveres de las cámaras de gas a los hornos para ser incinerados. Cuando sus carceleros descubrieron que era un fotógrafo experimentado, le encargaron tomar fotografías de los prisioneros para los archivos internos y de experimentos clínicos hechos a los carceleros. Las imágenes fueron recuperadas de los archivos nazis al final de la Segunda Guerra Mundial y ahora son parte fundamental del museo que él mismo ayudó a fundar | Wilhelm Brasse /auschwitz.org
  • 780x506 Brasse fue capturado por los nazis en 1940, estos le asignaron trabajar en un comando encargado de llevar los cadáveres de las cámaras de gas a los hornos para ser incinerados. Cuando sus carceleros descubrieron que era un fotógrafo experimentado, le encargaron tomar fotografías de los prisioneros para los archivos internos y de experimentos clínicos hechos a los carceleros. Las imágenes fueron recuperadas de los archivos nazis al final de la Segunda Guerra Mundial y ahora son parte fundamental del museo que él mismo ayudó a fundar | Wilhelm Brasse /auschwitz.org
  • 780x506 Brasse fue capturado por los nazis en 1940, estos le asignaron trabajar en un comando encargado de llevar los cadáveres de las cámaras de gas a los hornos para ser incinerados. Cuando sus carceleros descubrieron que era un fotógrafo experimentado, le encargaron tomar fotografías de los prisioneros para los archivos internos y de experimentos clínicos hechos a los carceleros. Las imágenes fueron recuperadas de los archivos nazis al final de la Segunda Guerra Mundial y ahora son parte fundamental del museo que él mismo ayudó a fundar | Wilhelm Brasse /auschwitz.org
  • 780x506 Brasse fue capturado por los nazis en 1940, estos le asignaron trabajar en un comando encargado de llevar los cadáveres de las cámaras de gas a los hornos para ser incinerados. Cuando sus carceleros descubrieron que era un fotógrafo experimentado, le encargaron tomar fotografías de los prisioneros para los archivos internos y de experimentos clínicos hechos a los carceleros. Las imágenes fueron recuperadas de los archivos nazis al final de la Segunda Guerra Mundial y ahora son parte fundamental del museo que él mismo ayudó a fundar | Wilhelm Brasse /auschwitz.org
  • 780x506 Brasse fue capturado por los nazis en 1940, estos le asignaron trabajar en un comando encargado de llevar los cadáveres de las cámaras de gas a los hornos para ser incinerados. Cuando sus carceleros descubrieron que era un fotógrafo experimentado, le encargaron tomar fotografías de los prisioneros para los archivos internos y de experimentos clínicos hechos a los carceleros. Las imágenes fueron recuperadas de los archivos nazis al final de la Segunda Guerra Mundial y ahora son parte fundamental del museo que él mismo ayudó a fundar | Wilhelm Brasse /auschwitz.org
  • 780x506 Brasse fue capturado por los nazis en 1940, estos le asignaron trabajar en un comando encargado de llevar los cadáveres de las cámaras de gas a los hornos para ser incinerados. Cuando sus carceleros descubrieron que era un fotógrafo experimentado, le encargaron tomar fotografías de los prisioneros para los archivos internos y de experimentos clínicos hechos a los carceleros. Las imágenes fueron recuperadas de los archivos nazis al final de la Segunda Guerra Mundial y ahora son parte fundamental del museo que él mismo ayudó a fundar | Wilhelm Brasse /auschwitz.org
  • 780x506 Brasse fue capturado por los nazis en 1940, estos le asignaron trabajar en un comando encargado de llevar los cadáveres de las cámaras de gas a los hornos para ser incinerados. Cuando sus carceleros descubrieron que era un fotógrafo experimentado, le encargaron tomar fotografías de los prisioneros para los archivos internos y de experimentos clínicos hechos a los carceleros. Las imágenes fueron recuperadas de los archivos nazis al final de la Segunda Guerra Mundial y ahora son parte fundamental del museo que él mismo ayudó a fundar | Wilhelm Brasse /auschwitz.org
  • 780x506 Brasse fue capturado por los nazis en 1940, estos le asignaron trabajar en un comando encargado de llevar los cadáveres de las cámaras de gas a los hornos para ser incinerados. Cuando sus carceleros descubrieron que era un fotógrafo experimentado, le encargaron tomar fotografías de los prisioneros para los archivos internos y de experimentos clínicos hechos a los carceleros. Las imágenes fueron recuperadas de los archivos nazis al final de la Segunda Guerra Mundial y ahora son parte fundamental del museo que él mismo ayudó a fundar | Wilhelm Brasse /auschwitz.org
  • 780x506 Brasse fue capturado por los nazis en 1940, estos le asignaron trabajar en un comando encargado de llevar los cadáveres de las cámaras de gas a los hornos para ser incinerados. Cuando sus carceleros descubrieron que era un fotógrafo experimentado, le encargaron tomar fotografías de los prisioneros para los archivos internos y de experimentos clínicos hechos a los carceleros. Las imágenes fueron recuperadas de los archivos nazis al final de la Segunda Guerra Mundial y ahora son parte fundamental del museo que él mismo ayudó a fundar | Wilhelm Brasse /auschwitz.org
  • 780x506 Brasse fue capturado por los nazis en 1940, estos le asignaron trabajar en un comando encargado de llevar los cadáveres de las cámaras de gas a los hornos para ser incinerados. Cuando sus carceleros descubrieron que era un fotógrafo experimentado, le encargaron tomar fotografías de los prisioneros para los archivos internos y de experimentos clínicos hechos a los carceleros. Las imágenes fueron recuperadas de los archivos nazis al final de la Segunda Guerra Mundial y ahora son parte fundamental del museo que él mismo ayudó a fundar | Wilhelm Brasse /auschwitz.org
  • 780x506 Brasse fue capturado por los nazis en 1940, estos le asignaron trabajar en un comando encargado de llevar los cadáveres de las cámaras de gas a los hornos para ser incinerados. Cuando sus carceleros descubrieron que era un fotógrafo experimentado, le encargaron tomar fotografías de los prisioneros para los archivos internos y de experimentos clínicos hechos a los carceleros. Las imágenes fueron recuperadas de los archivos nazis al final de la Segunda Guerra Mundial y ahora son parte fundamental del museo que él mismo ayudó a fundar | Wilhelm Brasse /auschwitz.org
  • 780x506 Brasse fue capturado por los nazis en 1940, estos le asignaron trabajar en un comando encargado de llevar los cadáveres de las cámaras de gas a los hornos para ser incinerados. Cuando sus carceleros descubrieron que era un fotógrafo experimentado, le encargaron tomar fotografías de los prisioneros para los archivos internos y de experimentos clínicos hechos a los carceleros. Las imágenes fueron recuperadas de los archivos nazis al final de la Segunda Guerra Mundial y ahora son parte fundamental del museo que él mismo ayudó a fundar | Wilhelm Brasse /auschwitz.org
  • 780x506 Brasse fue capturado por los nazis en 1940, estos le asignaron trabajar en un comando encargado de llevar los cadáveres de las cámaras de gas a los hornos para ser incinerados. Cuando sus carceleros descubrieron que era un fotógrafo experimentado, le encargaron tomar fotografías de los prisioneros para los archivos internos y de experimentos clínicos hechos a los carceleros. Las imágenes fueron recuperadas de los archivos nazis al final de la Segunda Guerra Mundial y ahora son parte fundamental del museo que él mismo ayudó a fundar | Wilhelm Brasse /auschwitz.org
  • 780x506 Brasse fue capturado por los nazis en 1940, estos le asignaron trabajar en un comando encargado de llevar los cadáveres de las cámaras de gas a los hornos para ser incinerados. Cuando sus carceleros descubrieron que era un fotógrafo experimentado, le encargaron tomar fotografías de los prisioneros para los archivos internos y de experimentos clínicos hechos a los carceleros. Las imágenes fueron recuperadas de los archivos nazis al final de la Segunda Guerra Mundial y ahora son parte fundamental del museo que él mismo ayudó a fundar | Wilhelm Brasse /auschwitz.org
  • 780x506 Brasse fue capturado por los nazis en 1940, estos le asignaron trabajar en un comando encargado de llevar los cadáveres de las cámaras de gas a los hornos para ser incinerados. Cuando sus carceleros descubrieron que era un fotógrafo experimentado, le encargaron tomar fotografías de los prisioneros para los archivos internos y de experimentos clínicos hechos a los carceleros. Las imágenes fueron recuperadas de los archivos nazis al final de la Segunda Guerra Mundial y ahora son parte fundamental del museo que él mismo ayudó a fundar | Wilhelm Brasse /auschwitz.org
  • 780x506 Brasse fue capturado por los nazis en 1940, estos le asignaron trabajar en un comando encargado de llevar los cadáveres de las cámaras de gas a los hornos para ser incinerados. Cuando sus carceleros descubrieron que era un fotógrafo experimentado, le encargaron tomar fotografías de los prisioneros para los archivos internos y de experimentos clínicos hechos a los carceleros. Las imágenes fueron recuperadas de los archivos nazis al final de la Segunda Guerra Mundial y ahora son parte fundamental del museo que él mismo ayudó a fundar | Wilhelm Brasse /auschwitz.org

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share: