• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Republicanos desaprueban propuesta presupuestaria de Obama

Barack Obama, presidente de EE UU / AFP

Barack Obama, presidente de EE UU / AFP

Adelantaron que no aceptarán que los recortes de gasto en programas sociales estén condicionados a aumentos impositivos para los más ricos

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Varios líderes republicanos criticaron hoy la propuesta presupuestaria del presidente de EE UU, Barack Obama, y adelantaron que no van a aceptar que los recortes de gasto en programas sociales estén condicionados a aumentos impositivos para los más ricos.

El presidente de la Cámara de Representantes del Congreso, el republicano John Boehner, dijo a periodistas que el plan de Obama "merece algo de crédito" porque incluye reformas encaminadas a reducir el costo de la Seguridad Social y del programa de salud para jubilados Medicare.

No obstante, Boehner advirtió que no aceptará que esas reformas sean "rehenes" de la propuesta de aumentar las cargas impositivas a los más ricos.

"Lo que vemos" en la propuesta de Obama divulgada hoy "es más de lo mismo: más gasto, impuestos más altos y más deuda", indicó por su parte el líder de la mayoría republicana en la Cámara de Representantes, Eric Cantor.

También desestimó el proyecto del mandatario el líder de la minoría republicana en el Senado, Mitch McConnell, para quien "no es un plan serio".

Mientras, el legislador y ex candidato a vicepresidente Paul Ryan, ideólogo de la propuesta presupuestaria republicana, comentó a la cadena MSNBC que su partido ya se ha movido "hacia el centro" en algunas cuestiones para intentar encontrar "un terreno común" que permita un acuerdo con los demócratas.

La propuesta de Obama para el año fiscal 2014 no ha gustado a los republicanos porque aspira a obtener 580.000 millones de dólares en nuevos ingresos por medio de reformas impositivas que afectarán especialmente a las familias de rentas más altas.

La fundamental es la conocida como "regla Buffett", inspirada en el multimillonario Warren Buffett y que establece que los hogares que ingresen más de 1 millón de dólares al año deben tener una carga impositiva de al menos el 30 %.

Pero también algunos demócratas de los sectores más progresistas están descontentos con la oferta de Obama, cuya principal novedad es el compromiso con la reducción paulatina del costo de la Seguridad Social y del Medicare.

El plan dado a conocer hoy incluye una nueva fórmula para medir el coste de la vida que reducirá los beneficios de la Seguridad Social, sin descuidar la protección a los más vulnerables y a los pobres, según la Casa Blanca.

Además, Obama se compromete a un recorte de 400.000 millones de dólares en el Medicare durante la próxima década y a una reducción de 200.000 millones en subsidios agrícolas y beneficios de jubilación.