• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Recortes en la asistencia a Turquía avivan la migración a Europa

Solo 13% de los refugiados que huyeron hacia el territorio turco permanecen en los 25 centros temporales de protección / EFE

Solo 13% de los refugiados que huyeron hacia el territorio turco permanecen en los 25 centros temporales de protección / EFE

Solo 13% de los refugiados que huyeron hacia el territorio turco permanecen en los 25 centros temporales de protección

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Un grupo de niños corre hacia la avenida Independencia, en la plaza de Taksim, en Estambul, atestada de cientos de miles de turistas todos los días. Llevan en sus brazos varias coronas de flores, que luego colocan en las cabezas de jovencitas desprevenidas a la espera de algunas liras. Un niño de unos 12 años se apresura a decorar la cabeza de una mujer y aguarda por alguna recompensa, pero ella se sacude el artilugio de encima y lo echa al suelo, asustada. Él la sigue, le hace señas. “Do you speak arabic?”, le pregunta el niño, en un intento desesperado por convencerla. Otros 10 menores de edad se lanzan a la aventura al mismo tiempo.

Las familias de los niños se cuentan entre las muchas que deambulan en la concurrida avenida para pedir dinero. Una mujer musulmana, vestida de negro de la cabeza a los pies, está sentada en el suelo, descalza, mientras un niño de menos de dos años duerme sobre el pavimento frente a ella. “We are from Siria. We need help”, se lee en un letrero en cartón que tiene a su lado.

La plaza de Taksim, símbolo de manifestaciones políticas y lugar de lujosos hoteles en Estambul, Turquía, es un sitio al que inmigrantes y refugiados acuden en busca de ayuda. Su presencia se ha convertido en una imagen común en el territorio turco, especialmente en ciudades como Estambul e Izmir.

Cada año 40 millones de turistas viajan a Turquía, sexto país más visitado del mundo y que según el informe 2015 del Alto Comisionado de las Naciones Unidas para los Refugiados, alberga al mayor número de refugiados con 1,59 millones, seguido de Pakistán (1,51 millones), Líbano (1,15 millones), Irán (982.000), Etiopía (659.500) y Jordania (654.100).

Casi 4 millones de personas han abandonado Siria desde marzo de 2011. Hasta el 25 de agosto, 1.938.999 refugiados huyeron a Turquía, y así también otros 200.000 desplazados iraquíes, según datos ofrecidos por el jefe del Centro de Gestión de Desastres y Emergencia de la Oficina del Primer Ministro de Turquía, Erkan Doganay, a un grupo de periodistas latinoamericanos en Ankara. 1.113.000 sirios migraron al Líbano, 629.000 a Jordania, 250.000 a Irak y 132.000 a Egipto: 23,22% de los inmigrantes de esta región tiene entre 18 y 59 años de edad, mientras que 16,88% rondan los 5 a 17 años de edad. Según el informe de Acnur, 51% de los refugiados en todo el mundo tiene menos de 18 años.

De acuerdo con declaraciones ofrecidas a El Nacional por la embajada turca en Caracas, hasta el 18 de septiembre de este año la cifra de refugiados en ese país alcanzó los 2.016.687.

El gobierno turco decidió aplicar una política de “puertas abiertas” en su frontera, mientras que países como Turquía, Líbano y Jordania concentran en sus campamentos a más de 4 millones de refugiados sirios, la Unión Europea aún no llega a un acuerdo para acoger a 120.000 personas que demandan el derecho a protección internacional.

De los 2.016.687 refugiados sirios en Turquía, 260.000 permanecen en los 25 centros temporales de protección, lo que equivale a solo 13% de esta población, afirmó la embajada turca. El resto, 1.756.687 personas (87%), aún sigue diseminado en el territorio, fuera de estos refugios, como los niños sirios de Taksim y otras zonas turísticas.

Ello ha demandado que los servicios de protección se dupliquen en algunas regiones fronterizas donde hay una mayor cantidad de refugiados, por lo que han pedido cooperación de la comunidad internacional, dijo Doganay.

Estos centros, que según fuentes del gobierno turco cuentan con servicios de educación, salud, información y viviendas, ya han excedido su capacidad. Hasta agosto atendieron a 77.826 estudiantes sirios: 7.792 de preescolar, 41.037 de primaria, 19.944 de secundaria y 9.053 en el nivel universitario, apuntó Doganay.

Según datos de la embajada, hay casi 600.000 niños sirios en edad escolar en Turquía, de los cuales más de 400.000 no reciben educación: “Se necesitan nuevas escuelas, aulas y maestros con urgencia. Para la implementación de la Estrategia de Generación No Perdida de la ONU se requiere un financiamiento adecuado”.

Según la Acnur, en la región todavía quedan 700.000 niños sirios sin escolarizar.

La razón por la que la gran mayoría de los refugiados sirios no se encuentra en estos centros de protección, es porque se sienten “como en cárceles”, afirmó Doganay, pese a que según el gobierno turco éstos tienen libertad para circular. Euronews reportó que los refugiados tienen permiso para salir de los campamentos y trabajar fuera entre las 3:00 am y las 7:00 pm.

En entrevista concedida a El Nacional, el director ejecutivo del Centro Internacional de Estudios sobre Terrorismo y Seguridad de Turquía, Mehmet Ozkan, afirmó que a pesar de que este país ofrece protección en sus campamentos, los refugiados –no solo sirios sino también kurdos e iraquíes- intentar utilizar a Turquía como una entrada a Europa. Más de 380.000 inmigrantes y refugiados han llegado en lo que va de año a la Unión Europea.

Dana Suleiman, portavoz de Acnur, consideró que aunque hay varios factores detrás del aumento de los refugiados, la razón principal es la disminución de la ayuda humanitaria a los países vecinos de acogida. "El Programa Mundial de Alimentos les concedía 27 dólares mensuales (por persona) hasta el año pasado, en julio lo disminuyó a 19 y en la actualidad es de 13,5 dólares", explicó a EFE la portavoz de Acnur, Dana Suleiman.

El programa de asistencia a los refugiados en los países limítrofes sólo cuenta con 37% de los 4.500 millones de dólares solicitados, por lo que la situación de los asistidos empeora cada día. Turquía ha recibido 471 millones de dólares de ayuda humanitaria internacional. “Esto no es sostenible. El Plan de Refugiados y Resistencia Regional de las Naciones Unidas para el período 2015-2016 nos proporcionará la oportunidad de aliviar la pesada carga de los países vecinos de Siria. Sin embargo, de la cantidad de fondos presupuestados para Turquía (624 millones de dólares), solo se ha financiado un 30% que equivale a 185 millones de dólares. Creemos que hay un claro déficit de solidaridad por parte de la comunidad internacional con respecto a la distribución de las cargas en relación con la crisis siria”, dijo la embajada a El Nacional.

Unicef manifestó que necesita más de 900 millones de dólares para hacer frente en 2015 a las necesidades de los niños afectados por el conflicto. Hasta el momento ha recibido menos de la mitad de estos fondos.

A ello se suma la llegada del otoño, lo que podría intensificar el éxodo a la UE, afirmó el diario El País. Los pronósticos meteorológicos en el norte de Grecia, así como el creciente mal estado del mar y la sucesión de naufragios de los últimos días, redescubren el cruce de la frontera terrestre greco-turca.

Defienden imagen humanitaria

El director ejecutivo del Centro Internacional de Estudios sobre Terrorismo y Seguridad de Turquía, Mehmet Ozkan, declaró a El Nacional que ante la oleada migratoria, la Unión Europea se debate entre dos aguas: proteger su imagen humanitaria y frenar la cantidad de inmigrantes.

A medida que aumenta el número de sirios que busca seguridad y refugio en Europa, se han incrementado dramáticamente el número de viajes peligrosos través del Mediterráneo. La embajada turca en Caracas aseguró que las operaciones realizadas por la guardia costera cuestan 5 millones de euros al mes que debe ser cubierto por el presupuesto ordinario.

“La lucha contra los contrabandistas de migrantes y contra traficantes de personas, debe intensificarse. Sin embargo, tomar ‘medidas de seguridad’, y no atender las causas fundamentales de la migración irregular, como la inestabilidad social, política, económica, o los conflictos regionales, sólo producirían éxito temporal y limitado”, declaró la embajada turca en Venezuela.