• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Psiquiatra asegura que depresión de Fujimori es por falta de visitas

Alberto Fujimori / EFE

Alberto Fujimori / EFE

El doctor Jorge Castro Morales dijo que el estado anímico del ex presidente responde a que está "disminuido, después de haber tenido situaciones de poder". Además, su "mayor sufrimiento" es "el hecho de que no recibe todas las visitas familiares que él desea"

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La depresión que padece el sentenciado ex presidente peruano Alberto Fujimori se debe, en parte, a que no recibe todas las visitas familiares que desea, opinó el psiquiatra Jorge Castro Morales en una entrevista publicada hoy en Lima.

Castro Morales realizó el diagnóstico que zanjó la discusión de otros cinco psiquiatras sobre la gravedad de la depresión de Fujimori y que determinó el rechazo del presidente, Ollanta Humala, al pedido de indulto humanitario presentado por la familia del ex mandatario.

El especialista declaró al semanario Caretas que la depresión de Fujimori, de 74 años y condenado a 25 años de cárcel, responde a que padeció de cáncer y a que está aislado, "disminuido, después de haber tenido situaciones de poder".

Además, remarcó que "el mayor sufrimiento" de Fujimori es "el hecho de que no recibe todas las visitas familiares que él desea".

Castro Morales indicó haber recomendado, en el informe final que emitió la Comisión de Gracias Presidenciales para el caso Fujimori, "procurar que el paciente tenga mayor contacto con sus familiares".

Un registro de visitas al penal de la Dirección de Operaciones Especiales de la Policía en que Fujimori está recluido precisó que la hija mayor del ex presidente, Keiko Fujimori, lo ha visitado 12 veces en cinco meses, según informó Caretas.

Precisamente, Keiko Fujimori, líder del movimiento Fuerza Popular, estaba fuera del país cuando Humala anunció el viernes pasado que acogía la recomendación de la Comisión de Gracias Presidenciales de rechazar el indulto humanitario.

Otro hijo del ex gobernante, el legislador Kenji Fujimori, visitó a su padre 58 veces en los últimos cinco meses, mientras que sus otros dos vástagos Hiro y Sachi viven en Japón y Alemania, respectivamente.

El psiquiatra declaró que habría que hacer una nueva evaluación para determinar si la depresión que tiene Fujimori es grave, pero aseguró que, de todas formas, es tratable en el lugar donde está.

A Castro Morales le llamó la atención que un paciente, como Fujimori, que presumiblemente está grave y con dirección suicida, como arrojaron los análisis previos, "tenga tan bien conservadas sus funciones cognitiva y motora", cuando la depresión se asocia con la inhibición cognitiva porque "uno no piensa con claridad".

Los hijos de Fujimori, reunidos en Lima el último fin de semana, anunciaron que usarán todos los medios legales a su alcance para lograr la libertad de su padre y llamaron a sus seguidores a movilizarse para conseguir ese objetivo.

El ex presidente peruano, que gobernó entre 1990 y 2000, fue condenado a 25 años de prisión por dos sonadas matanzas cometidas por el paramilitar grupo Colina, además de otras penas menores por delitos de corrupción.