• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Presentan cargos contra sospechosos del ataque al director del Ballet Bolshói

Los tres sospechosos, en prisión preventiva hasta el 18 de abril, han sido acusados en virtud del artículo 111 -causar intencionadamente daños graves a la salud-, que contempla una condena máxima de 12 años de cárcel

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La policía rusa ha acusado hoy de causar intencionadamente daños graves a la salud a los tres sospechosos del ataque contra el director del Ballet del Teatro Bolshói, Serguéi Filin, que pueden ser condenados a un máximo de 12 años de prisión.

"La instrucción ha presentado cargos contra tres individuos sospechosos de perpetrar el ataque contra el jefe del Ballet del Teatro Bolshói", informó un portavoz de la policía moscovita a la agencia oficial RIA-Nóvosti.

Los tres sospechosos, en prisión preventiva hasta el 18 de abril, han sido acusados en virtud del artículo 111 -causar intencionadamente daños graves a la salud-, que contempla una condena máxima de 12 años de cárcel.

Los acusados son el bailarín solista del Bolshói Pável Dmitrichenko, quien supuestamente encargó el crimen; Yuri Zarutski, presunto autor material del ataque, y Andréi Lipátov, presunto cómplice del segundo.

En la comparecencia de hoy Dmitrichenko dijo que no fue suya la idea de atacar con ácido a Filin, sino de Yuri Zarutski, de 35 años, el presunto autor material de la agresión, que también está detenido, al igual que Andréi Lipátov, su supuesto cómplice.

"Le hablé a Yuri Zarutski de la política que hay en el Bolshói, sobre las corruptelas. Él me dijo: '¿Le doy una paliza?'. Le dije que sí. Es lo único que reconozco", dijo Dmitrichenko, según informa la agencia Interfax.

Agregó que le comunicó a Zarutski la hora en que Filin iba a marcharse del teatro y que quedó "consternado" cuando se enteró de que el director del Ballet había sido atacado con ácido.

Mientras, Lipátov dijo que él sólo se limitó a actuar como chófer de Zarutksi la noche de la agresión y que no estaba al corriente de que el director del Ballet del Bolshói iba a ser atacado.

En el mismo momento en el que en Moscú se celebraba la audiencia judicial, el director del Ballet del Bolshói era sometido con éxito a una nueva cirugía ocular.

Filin, que había pedido protección a la dirección del Bolshói antes de ser atacado, no se sorprendió cuando conoció que Dmitrichenko estaba implicado en su ataque.

Como resultado del ataque, que fue perpetrado a mediados de enero cerca de su domicilio en Moscú, Filin sufrió graves quemaduras en el rostro y en ambos ojos.