• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Policía ocupa una favela de Río de Janeiro

Los agentes ingresaron a la barriada apoyados por blindados de la Marina

Los agentes ingresaron a la barriada apoyados por blindados de la Marina

La policía del estado brasileño de Río de Janeiro ocupó la favela de Chatuba, una barriada pobre en la que actúa la banda de narcotraficantes acusada de la matanza de seis adolescentes y el asesinato de un policía en los últimos dos días

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Cerca de un centenar de agentes del Batallón de Choque y del Batallón de Operaciones Especiales de la Policía Militarizada de Río de Janeiro tomaron posiciones en la madrugada de hoy en las principales calles y en las vías de acceso de Chatuba, una favela ubicada en Mesquita, uno de los municipios del área metropolitana de Río de Janeiro.

Los agentes, integrantes de las fuerzas de elite de la policía de Río de Janeiro, ingresaron a la barriada apoyados por blindados de la Marina. Ocuparon la favela sin disparar un solo tiro e hicieron algunas operaciones puntuales para buscar integrantes de la banda que controla el tráfico de drogas, a la que se acusa de los crímenes de los últimos días en la región.

Según la secretaría de Seguridad Pública, en uno de esos operativos fue detenido un supuesto narcotraficante identificado como Luis Ferreira de Oliveira, en cuya residencia fueron halladas drogas y 15.000 reales (unos 7.500 dólares).

La policía acusa a los narcotraficantes que actúan en Chatuba de ser los autores de la matanza de seis jóvenes de entre 16 y 19 años cuyos cuerpos fueron encontrados el lunes en un callejón de otro barrio de Mesquita con señales de tortura.

Los jóvenes, declarados como desaparecidos por sus familiares dos días antes, habían salido de sus casas el pasado sábado con la intención de dirigirse a una cascada próxima pero nunca llegaron a su destino.

Los cadáveres de los adolescentes, que no tenían antecedentes penales ni aparentes vínculos con pandillas o grupos criminales, fueron encontrados envueltos en sábanas y con numerosas heridas de balas y arma blanca.

 La policía sospecha de que fueron asesinados solo por proceder de una barriada en la que actúa una banda de narcotraficantes rival a la que controla la venta de drogas en Chatuba.

 Ese mismo grupo criminal es acusado de ser el responsable del asesinato el sábado de un cadete de la policía y de un pastor de una iglesia evangélica, así como de la desaparición de una persona que estaba con el religioso.

 Según el comisario Julio da Silva Filho, jefe de la Comisaría de Policía Civil de Mesquita, los crímenes fueron perpetrados por pistoleros que actúan para el grupo de narcotraficantes comandado por Ramilton Moura da Silva, conocido como Juninho Cagao.