• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

El Papa anima a la Iglesia a estar presente en el mundo de la comunicación

El Papa Francisco resaltó en su discurso que la Iglesia es como una madre para sus creyentes y que como cualquier madre, está los acompaña a lo largo de su vida |Foto: Agencias

El papa Francisco |Foto: Agencias

Francisco animó a utilizar las nuevas tecnologías y medios, pero subrayó que lo importante es el mensaje y no "la adquisición de sofisticadas tecnologías

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El papa Francisco aseguró hoy que es importante "la atención y la presencia de la Iglesia en el mundo de la comunicación", para dialogar con los hombres y llevarles al encuentro con Cristo.

Estas son las palabras que Francisco dirigió durante la audiencia de hoy a los participantes en la asamblea del Pontificio Consejo para las Comunicaciones Sociales.

Además de destacar la importancia de la Iglesia en la comunicación, el papa animó a utilizar las nuevas tecnologías y medios, pero subrayó que lo importante es el mensaje y no "la adquisición de sofisticadas tecnologías, aunque sean necesarias para una presencia actual y significativa".

Su discurso comenzó con la premisa de que el "panorama comunicativo se ha convertido poco a poco para muchos en un ambiente vital, una red donde las personas se comunican, y amplían el horizonte de sus contactos y de sus relaciones", pero advirtió "que también tiene límites y elementos nocivos".

Sobre el papel que tiene que desempeñar la Iglesia en el mundo de la comunicación, Francisco indicó que debe "lograr introducirse en el diálogo con los hombres y mujeres de hoy, para comprender sus expectativas, sus dudas, sus esperanzas".

"En la actual era de la globalización, estamos asistiendo a un aumento de la desorientación, de la soledad; la dificultad para trabar relaciones profundas", dijo Jorge Bergoglio

"Es importante por eso saber dialogar, entrando también, aunque no sin discernimiento, en los ambientes creados por las nuevas tecnologías, en las redes sociales, para hacer visible una presencia, una presencia que escucha, dialoga, anima", agregó.

El papa insistió en que el problema que debe afrontar la Iglesia católica no es "principalmente el tecnológico" sino que hay que preguntarse: "¿Somos capaces, también en este campo, de llevar a Cristo?".

"También en el contexto de la comunicación es necesario que la Iglesia consiga llevar calor, que enardezca los corazones", añadió.

Para ello, instó a una "cuidada y cualificada formación, de sacerdotes, religiosos, religiosas, laicos" en el campo de la comunicación.