• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Panamá reafirma la necesidad regional de ayudar a Venezuela

El canciller panameño, Francisco Álvarez de Soto, indicó que existen instrumentos internacionales que pueden ayudar a los venezolanos "a encontrar esos puntos de convergencia a esas diferencia tan marcadas"

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Panamá hará uso de los instrumentos internacionales a su alcance para ayudar a Venezuela a encontrar una solución a sus problemas, dijo este lunes en una entrevista con Efe el canciller panameño, Francisco Álvarez de Soto.

"Panamá reafirma que hay una necesidad regional de coadyuvar a que los venezolanos puedan encontrar una solución a sus diferencias, que hoy en día son muy marcadas", señaló Álvarez de Soto.

"Existen instrumentos internacionales de los que Panamá es miembro que ojalá puedan servir de herramientas adicionales para que la comunidad internacional y los propios venezolanos puedan encontrar esos puntos de convergencia a esas diferencia tan marcadas", agregó.

Venezuela rompió el pasado miércoles sus relaciones diplomáticas con Panamá, a cuyos diplomáticos dio un plazo de 48 horas para abandonar su territorio, y congeló las comerciales.

La medida venezolana se dio después de que Panamá pidiera una reunión de la Organización de Estados Americanos (OEA) para abordar la situación en Venezuela, donde han muerto una veintena de personas en hechos relacionados con una ola de protestas contra el gobierno del presidente Nicolás Maduro.

Álvarez de Soto recordó que, si bien Panamá no respaldó la resolución emitida el pasado viernes por la OEA sobre Venezuela, tras la mencionada reunión, "sí que reconocemos", subrayó, algunos de sus puntos en los que alienta al diálogo, se recuerda a las víctimas y se rechaza la violencia y los ataque a la libertad de expresión.

"La normativa interamericana que sirve de base a la OEA establece que la preocupación por el bienestar común de los estados miembros es un derecho y una obligación de los estados", recordó el canciller.

"Por ende, Panamá no está siendo injerencista cuando expresa su deseo de paz, su deseo de que en Venezuela las cosas vayan mejor. Si a Venezuela le va bien, a Panamá le va bien", argumentó.

Álvarez de Soto, que representará este martes a su país en los actos de toma de posesión presidencial de Michelle Bachelet, dijo que no tiene previsto mantener en la capital chilena reunión alguna para tratar sobre la situación en Venezuela y las relaciones de ese país con Panamá.

"En Chile habrá una reunión de Unasur en la que se hablará sobre sobre Venezuela, pero Panamá no participará" porque no pertenece a esa organización regional, declaró.

En cuanto a las últimas declaraciones del presidente de Venezuela sobre Panamá, Álvarez de Soto las consideró de "un calibre inaceptable".

"Es muy triste escuchar a un jefe de Estado usar el tipo de vocabulario y tono que ha venido usando" el gobernante venezolano, valoró.

Sobre las acusaciones que Maduro ha realizado en torno a la panameña Zona Libre de Colón, con la que Venezuela tiene una millonaria deuda, Álvarez de Soto consideró que "no es el vocabulario, ni el tono ni la forma por muy diferentes que sean las ideas y criterios entre estados".

"Es -insistió- absolutamente inaceptable".

Y mas allá de las forma, en el fondo "ese tipo de aseveraciones sobre negocios -por ejemplo- en el Canal de Panamá, demuestran que (Maduro) no tiene ni idea de lo que está hablando". añadió.

El pasado domingo, Maduro acusó a su homólogo de Panamá, Ricardo Martinelli, de utilizar su cargo político para sus negocios personales, en concreto en la Zona Libre de Colón y en las obras de ampliación del canal interoceánico.

Álvarez de Soto rechazó, por otra parte, cualquier duda, surgida al albor del conflicto con Venezuela, sobre la identidad o ubicación geopolítica de su país, del que dijo invocando a uno de sus antecesores en el cargo Jose Miguel Alemán, que "Panamá es culturalmente caribeña, geográficamente centroamericana e históricamente bolivariana".

"Panamá es un territorio pequeño, donde hay una democracia cada vez más fuerte, una tolerancia a las diferencias de ideas, a las diferencias de culturas, religiones, maneras de entender la vida; es el Singapur de la América Latina", dijo.

El canciller panameño destacó además la condición de su país de "líder de la economía de Centroamérica", miembro de la Comunidad de Estados de Latinoamérica y el Caribe e inminentemente de la Alianza por el Pacífico.

Dijo que sus más concretos objetivos, antes de las elecciones generales de mayo próximo, es cumplir con la decisión del presidente Martinelli de abrir sendas embajadas de Panamá en Marruecos y Turquía.

Álvarez de Soto asumió la Cancillería panameña, de la que ya había sido viceministro, a inicios de febrero pasado, tras la renuncia de Fernando Núñez Fábrega.