• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Oposición brasileña debatirá estrategias para presidenciales del 2014

"Tenemos varios buenos candidatos, pero elegiremos al mejor más adelante", dijo el gobernador de Sao Paulo, Geraldo Alckmin, quien perdió las elecciones de 2006 ante Luiz Inácio Lula da Silva

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El Partido de la Social Democracia Brasileña (PSDB), la principal fuerza opositora del país, comenzará mañana a debatir estrategias de cara a las elecciones presidenciales de octubre de 2014, para las que ya luce como favorita la actual mandataria, Dilma Rousseff.

El debate sobre el próximo año electoral será realizado durante la XI Convención del PSDB, que reunirá en Brasilia a sus principales líderes y elegirá como nuevo presidente del partido al senador Aécio Neves, probable candidato presidencial para el año próximo.

La elección de Neves como líder del partido ha sido confirmada, pero no sucede lo mismo con su probable condición de abanderado para las elecciones, pues hay otras importantes figuras de esa formación con fuertes ambiciones.

"Tenemos varios buenos candidatos, pero elegiremos al mejor más adelante", dijo el gobernador de Sao Paulo, Geraldo Alckmin, quien perdió las elecciones de 2006 ante Luiz Inácio Lula da Silva y aún cree que puede llegar a la Presidencia.

Otro líder del PSDB que figura entre los posibles candidatos para las presidenciales de 2014 es José Serra, ya derrotado en 2002 por Lula y en 2010 por Dilma Rousseff.

Aunque la presidenta aún no ha confirmado si aspirará a un nuevo mandato de cuatro años, su candidatura es dada como un hecho por el Partido de los Trabajadores (PT) y se apoya en encuestas de opinión que le adjudican una enorme popularidad.

El último sondeo, hecho en marzo pasado por la empresa Datafolha, le atribuyó a Rousseff una intención de voto del 58 por ciento y situó en segundo lugar entre posibles candidatos para el 2014 a la ecologista Marina Silva, con 16 por ciento, y a Neves tercero, con 10 por ciento.

Otros sondeos recientes dicen que el 68 por ciento de los grandes empresarios del país cree que Rousseff será reelegida, pero también que el 66 por ciento de ellos preferiría a Neves y está dispuesto a apoyar su posible candidatura.

Neves, economista y actual senador por el PSDB, tiene a sus 53 años una importante carrera política.

Ha sido diputado entre 1997 y 2002, presidente de la Cámara baja (2001-2002) y gobernador de Minas Gerais (2003-2010), una región que constituye el tercer colegio electoral del país y en la que mantiene su principal fortín político.

Además es nieto de Tancredo Neves, elegido en 1985 como el primer presidente constitucional de Brasil tras una dictadura de 21 años, aunque no pudo asumir pues en vísperas de su investidura fue hospitalizado de urgencia y murió de una septicemia un mes después.

Dentro del PSDB, Neves tiene apoyo del expresidente Fernando Henrique Cardoso (1995-1999 y 1999-2003), una de las voces más representativas del partido y quien sostiene que es necesaria una "renovación" para volver a tener fuerza electoral.

Algunos de los documentos que se debatirán en la convención de mañana ya insinúan los argumentos que el PSDB pretende esgrimir en su campaña electoral el año próximo.

Uno de ellos hace hincapié en el "legado" que dejó al país la gestión de Cardoso, durante la cual el PSDB asegura que hubo un "cambio de paradigma" en cuanto a políticas sociales, que "no fueron inventadas por Lula y el PT".

El documento también destaca que, con el PSDB en el poder, "se estabilizó la economía" y "se le puso frenó a la inflación", que está en alza desde el año pasado y se ha convertido en un dolor de cabeza para el Gobierno de Rousseff.