• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Oposición argentina pide a vicepresidente investigado que se tome licencia

 Un día después de que el vicepresidente se presentara ante el juez Ariel Lijo para insistir en su inocencia, el diputado radical le pidió que, de ser llamado a declarar ante la Justicia, se presente y "no busque otra excusa de apelación" | Foto: Agencias

Un día después de que el vicepresidente se presentara ante el juez Ariel Lijo para insistir en su inocencia, el diputado radical le pidió que, de ser llamado a declarar ante la Justicia, se presente y "no busque otra excusa de apelación" | Foto: Agencias

La oposición argentina volvió a criticar hoy al cuestionado vicepresidente Amado Boudou y pidió que se tome una licencia en su cargo si la Justicia lo llama a declarar como imputado en un caso de presunta corrupción por el que es investigado

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:


El diputado de la Unión Cívica Radical Julio Cobos señaló que un paso al costado de Boudou "sería sano para la causa, una vez que el juez decida si lo cita a indagatoria; sano para él y para el Gobierno". Cobos opinó en Radio Mitre que la presidenta argentina, Cristina Fernández, paga "un costo político muy grande" por las sospechas que recaen sobre Boudou "en un momento en que, además, está complicada la situación del país".

Un día después de que el vicepresidente se presentara ante el juez Ariel Lijo para insistir en su inocencia, el diputado radical le pidió que, de ser llamado a declarar ante la Justicia, se presente y "no busque otra excusa de apelación".

El jefe de Gabinete del Gobierno de Buenos Aires, Horacio Rodríguez Larreta, se sumó también a las críticas y señaló que, desde el punto de vista político, Argentina "no tiene vicepresidente hace rato". Rodríguez Larreta solicitó que la Justicia vaya "a fondo y rápido", a fin de que "no haya impunidad".

El fiscal Jorge Di Lello acusó el jueves pasado a Boudou de beneficiar a la imprenta de papel moneda Ciccone Calcográfica cuando era ministro de Economía (2009-2011). Según Di Lello, el ahora vicepresidente dio un presunto trato de favor a la empresa, que se declaró en quiebra en 2010 y acabó en manos de la sociedad The Old Fund, presidida por Alejandro Vandenbroele, a quien testigos señalan como el "testaferro" del vicepresidente.