• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Obama prohíbe espíar a líderes de países aliados

Miembros del colectivo Pink Code protestan en contra de Obama y de la NSA frente a la sede del Departamento de Justicia de Estados Unidos |

Miembros del colectivo Pink Code protestan en contra de Obama y de la NSA frente a la sede del Departamento de Justicia de Estados Unidos |

El presidente de Estados Unidos propuso una serie de reformas a la Agencia de Seguridad Nacional

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama, anunció que la Agencia de Seguridad Nacional dejará de interceptar los teléfonos de los mandatarios de países aliados. “Si quiero saber lo que piensan, los llamaré y les preguntaré, en lugar de vigilarlos”, dijo.

El anuncio, que forma parte de una serie de reformas a los servicios de espionaje, se produce tras el malestar que causaron en varios líderes mundiales las revelaciones del excontratista Edward Snowden sobre el alcance de la vigilancia estadounidense.

Obama dijo que las reformas incluirán un aumento de la cooperación y coordinación con las agencias de inteligencia de países aliados, con el objetivo de reconstruir la confianza rota.

El presidente también prometió más garantías para los ciudadanos de países extranjeros y habló de protecciones adicionales en la intercepción de comunicaciones que tienen información de interés para la seguridad de su país.

“Lo importante es que la gente en todo el mundo tenga claro que Estados Unidos no espía a personas normales que no son una amenaza para nuestra seguridad nacional y que nos tomamos en serio las preocupaciones sobre la privacidad”, añadió.

Obama dejó claro, no obstante, que Estados Unidos seguirá recopilando información sobre los gobiernos extranjeros para conocer sus intenciones. “No nos vamos a disculpar porque nuestros servicios de inteligencia son más efectivos”, apuntó.

El mandatario aclaró que el programa de la NSA continuará, pero debe ser reformado. Entre los cambios propuestos están que el gobierno deje de controlar los registros telefónicos de millones de ciudadanos y que los servicios de inteligencia necesiten permiso de una corte secreta para acceder a esos datos.

“Las reformas que propongo hoy deben dar al pueblo estadounidense una mayor confianza en que sus derechos están siendo protegidos, mientras nuestras agencias de inteligencia y policiales mantienen las herramientas que necesitan para mantenernos seguros”, agregó.

Cambio forzado

Barack Obama aseguró que las revelaciones de Edward Snowden sobre el espionaje de la Agencia de Seguridad Nacional trajeron más daño que transparencia a Estados Unidos, pero el fundador de Wikileaks, Julian Assange, dijo que las reformas anunciadas fueron forzadas por las denuncias del excontratista.

“Está claro que el presidente no estaría hablando hoy si no hubiese sido por Snowden y otros informantes antes que él”, declaró Assange a CNN desde la Embajada de Ecuador en Londres, donde está refugiado desde 2012 para evitar su extradición.

Assange opinó que no habrá cambios importantes en el espionaje estadounidense y que Obama dijo un montón de mentiras, como que la NSA nunca ha abusado de su poder. “Es vergonzoso que un jefe de Estado hable de esa manera durante 45 minutos sin decir prácticamente nada”.

El fundador de WikiLeaks, responsable de la filtración de cientos de miles de cables diplomáticos y documentos secretos sobre las guerras de Irak y Afganistán, afirmó que Snowden responderá a Obama la próxima semana desde Rusia.