• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Obama: No podemos hacer rehén a la clase media

El presidente estadounidense Barack Obama / EFE

El presidente estadounidense Barack Obama / EFE

El presidente pidió que se incrementen los impuestos para quienes ingresan más de 250.000 dólares anuales, como medida para que el país aumente los ingresos y evite verse abocado a recortes automáticos

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El presidente de EE UU, Barack Obama, afirmó este miércoles que la clase media no puede convertirse en "rehén" del debate sobre la prórroga de los recortes de impuestos y la reducción del déficit, e insistió en que los ricos deben pagar más tributos.

"No podemos hacer rehén a la clase media mientras debatimos recortes tributarios para los más ricos", dijo Obama durante su primera rueda de prensa después de ganar los comicios del pasado 6 de noviembre.

Obama pidió que se incrementen los impuestos para quienes ingresan más de 250.000 dólares anuales, como medida para que el país aumente los ingresos y evite verse abocado a recortes automáticos que podrían devolver al país a la recesión.

El presidente reconoció que puede "hacerlo mejor" para acercar posturas con los republicanos pero aseguró que tras las elecciones recibió un "mandato para ayudar a la clase media, ayudarlos sin importar la política o los intereses particulares".

Por el momento, los republicanos, que controlan la Cámara de Representantes del Congreso, han mantenido su postura de no permitir ningún aumento de impuestos para alcanzar los objetivos de reducción del déficit.

Obama se mostró "abierto a compromisos y nuevas ideas", aunque dijo que se deben aumentar los ingresos y que el recorte del déficit debe conseguirse de manera "equilibrada y responsable".

"No voy a cerrarle la puerta en la cara" (a los republicanos), indicó Obama, quien confió en que se pueda llegar a un acuerdo antes de final de año que evite la ejecución de recortes automáticos y el fin de exenciones de impuestos, lo que desencadenaría el llamado "precipicio fiscal".

El presidente dijo que "el 2 por ciento más rico" no necesita que se mantengan las exenciones impositivas aprobadas durante el Gobierno de George W. Bush, pero sí la clase media.

Obama criticó que, para recortar el déficit, se vaya a perjudicar a la clase media, familias con hijos discapacitados, o recortar el presupuesto de investigación, algo que, en su opinión: "me preocupa más que los plazos".

El presidente dijo que el país no se puede permitir que "el 98 % de los estadounidenses" paguen por evitar una mayor aportación tributaria del nivel más alto de ingresos, que recordó ha sido el 'status quo' durante mucho tiempo.