• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Obama destaca "histórica" apertura de nuevos mercados de seguros médicos

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama / AFP

El presidente de Estados Unidos, Barack Obama / AFP

"Mientras sea presidente, no voy a ceder a las demandas temerarias de algunos en el Partido Republicano para negar una cobertura de salud asequible a millones de trabajadores estadounidenses", advirtió el presidente de EE UU

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El presidente de EE UU, Barack Obama, destacó hoy la "histórica" apertura de los llamados "mercados de seguros médicos", una de las disposiciones clave de la reforma sanitaria promulgada en 2010 y que comenzaron a funcionar con algunas demoras y problemas menores.

La puesta en marcha de esos mercados ha coincidido con el inicio de la paralización parcial de las actividades de la Administración federal, causada por la falta de acuerdo en el Congreso para aprobar fondos para financiar al Gobierno en el nuevo año fiscal, que comienza hoy.

El ala más conservadora de los republicanos, fundamentalmente el movimiento Tea Party, busca condicionar esa financiación a retrasos en la aplicación de la reforma sanitaria, algo que rechazan los demócratas y el propio Obama.

"Mientras sea presidente, no voy a ceder a las demandas temerarias de algunos en el Partido Republicano para negar una cobertura de salud asequible a millones de trabajadores estadounidenses", advirtió Obama en una comparecencia en la Casa Blanca rodeado de beneficiarios de la reforma sanitaria.

Según Obama, "es extraño que un partido ponga el hecho de mantener a los ciudadanos sin seguro (médico) como la pieza central de su agenda, pero aparentemente es así".

El mandatario ya había dejado claro en los últimos días que los mercados de seguros médicos entrarían en vigor hoy con independencia de si se producía un cierre parcial de las operaciones de la Administración.

En esos mercados los casi 48 millones de personas, aproximadamente un 15 % de la población, que no tienen un seguro médico en EE UU podrán acceder a uno a precios asequibles y, en algunos casos, beneficiarse de subsidios federales.

En 34 de los 50 estados del país el Gobierno federal regulará total o parcialmente el funcionamiento de esos mercados, que estarán abiertos durante seis meses, hasta finales de marzo.

El objetivo es que el mayor número de personas posible tenga una cobertura sanitaria garantizada para el 1 de enero de 2014, cuando debe entrar en vigor la obligatoriedad del seguro médico, la cláusula fundamental de la reforma sanitaria.

La Casa Blanca y los demócratas destacaron la avalancha de solicitudes de inscripción e información sobre los nuevos seguros, con más de un millón de visitas en las últimas 24 horas recibidas en la web www.healthcare.gov.

"Si tienes cáncer, es un 70 % más probable que vivas cinco años más si posees un seguro médico", subrayó Obama al animar a los ciudadanos a buscar una cobertura a precios asequibles.

El presidente también afirmó que "decenas de miles de estadounidenses mueren cada año porque no tienen seguro de salud" y "millones viven con el temor de que irán a la quiebra si se enferman".

Algunos estados como Minesota y Maryland experimentaron retrasos en las primeras horas de funcionamiento de los nuevos mercados.

En el caso de Virginia, la página web para obtener información y contratar un seguro registraba problemas por la gran cantidad de visitantes.

Peter Borten, un editor y músico de Nueva Jersey, contó a The Wall Street Journal que no pudo acceder al sitio web oficial del Gobierno federal. Él y su esposa gastan más de 900 dólares al mes en cobertura sanitaria y esperan encontrar un seguro más barato en los nuevos mercados.

Según datos oficiales divulgados por el Gobierno a finales de septiembre, unos 328 dólares al mes costarán los nuevos seguros de salud.

Más de tres años después de su promulgación, la sociedad estadounidense sigue dividida sobre la reforma sanitaria, algo que el Gobierno de Obama achaca a la falta de información y a la campaña en contra de la ley fomentada por los republicanos, fundamentalmente por su facción más conservadora, el Tea Party.

Una encuesta de la Universidad de Quinnipiac divulgada hoy muestra que un 45 % de los votantes estadounidenses apoya la reforma sanitaria y un 47 % se opone a ella.