• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Obama: Catar tomará medidas para que reos de Guantánamo no dañen a EE UU

Los presos deben permanecer en territorio catarí durante al menos un año y "estarán sujetos a restricciones a sus movimientos y actividades", según dijo a periodistas un alto funcionario estadounidense, que pidió el anonimato

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El presidente de EE.UU., Barack Obama, aseguró hoy que el Gobierno de Catar le dio garantías de que implementará medidas para que los cinco presos talibanes de Guantánamo recién trasladados a su país no dañen la seguridad nacional de EE.UU.

"El Gobierno de Catar nos ha dado garantías de que implementará las medidas necesarias para proteger la seguridad nacional de EE.UU.", dijo Obama en una declaración ante la prensa en la Rosaleda de la Casa Blanca.

El traslado de los cinco presos afganos forma parte de un acuerdo con los talibanes que permitió la liberación hoy del único prisionero de guerra estadounidense que mantenían cautivo en Afganistán, el sargento de Infantería Bowe Bergdahl, después de casi cinco años retenido.

Obama compareció acompañado de los padres del sargento, Bob y Jani Bergdahl, y atribuyó la liberación de Bergdahl a la "valentía y profesionalidad" del equipo de Operaciones Especiales que logró recuperar hoy al sargento de forma pacífica y el "trabajo incansable" de los diplomáticos estadounidenses.

También destacó la "cooperación con Catar", y recordó que el pasado martes telefoneó al emir catarí, Tamim bin Hamad al-Thani, para "agradecerle" su ayuda para lograr la liberación del prisionero.

El secretario de Defensa de EE UU, Chuck Hagel, insistió hoy en que el Gobierno de Obama acordó con Catar la implementación de medidas de seguridad respecto a los cinco presos de Guantánamo, que no han sido identificados.

Los presos deben permanecer en territorio catarí durante al menos un año y "estarán sujetos a restricciones a sus movimientos y actividades", según dijo a periodistas un alto funcionario estadounidense, que pidió el anonimato.

No obstante, eso no ha evitado las críticas de algunos republicanos, como el senador John McCain, que subrayó que los presos liberados son "terroristas que tienen sangre de estadounidenses y afganos en sus manos", y el congresista Mike Rogers, que condenó a la Administración de Obama por "negociar con terroristas".