• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Navalni queda en libertad en una decisión sin precedentes de la Justicia rusa

El dirigente opositor y candidato a la alcaldía de Moscú Alexéi Navalni (i) abraza a su esposa tras ser puesto en libertad / EFE

El dirigente opositor y candidato a la alcaldía de Moscú Alexéi Navalni (i) abraza a su esposa tras ser puesto en libertad / EFE

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El dirigente opositor y candidato a la alcaldía de Moscú, Alexéi Navalni, fue puesto en libertad hoy, en una decisión sin precedentes de la Justicia rusa, por el mismo tribunal que decretó ayer su ingreso inmediato en prisión tras sentenciarlo a cinco años de cárcel.

"Es un fenómeno único para la Justicia rusa. Es incluso incómodo que a petición de la Fiscalía te liberen" al igual que hicieron en el pasado con algunos fiscales corruptos, dijo Navalni a los periodistas en el tribunal.

El mismo tribunal que la víspera ordenó el ingreso inmediato de Navalni en prisión tras declararle culpable de robo y fraude y condenarle a cinco años de prisión satisfizo hoy el recurso contra esa decisión presentado por la Fiscalía.

La acusación consideró que Navalni puede permanecer en libertad hasta que la condena sea firme, argumento que aceptó el magistrado Serguéi Blinov, que preside el tribunal de Kírov, ciudad a unos 900 kilómetros de Moscú, donde se celebró el juicio.

"Es una historia sin precedentes y muy rara. (...) Todos saben que (en Rusia) la acusación nunca recurre el encarcelamiento preventivo", apuntó la veterana defensora de los derechos humanos Ludmila Alexéyeva.

La presidenta de la ONG Grupo de Helsinki de Moscú cree que "lo que sucede demuestra que los de arriba no se aclaran".

"Primero decidieron juzgar a Navalni, le juzgaron, enseguida le encarcelaron, pero por otro lado no quieren que las elecciones de Moscú sean del todo indignantes", subrayó Alexéyeva.

Los expertos atribuyen la puesta en libertad de Navalni al deseo del Kremlin de otorgar legitimidad a los comicios de Moscú, los primeros en diez años después de que Putin eliminara en 2014 las elecciones directas a gobernadores.

"Las autoridades decidieron evitar el escándalo relacionado con las elecciones. En Moscú viven muchos ciudadanos que representan a la clase media y para ellos es importante la participación de líderes opositores" en los comicios, dijo el director adjunto del Centro de Tecnologías Políticas, Alexéi Makarkin.

Apuntó que "los grupos de elite" del poder no llegaron a un acuerdo sobre el 'caso Navalni' y se dio marcha atrás a la "radical" decisión de encarcelarle.

Navalni, uno de los organizadores en diciembre de 2011 de las mayores protestas antigubernamentales desde la caída de la Unión Soviética, fue condenado por el robo en 2009 de 10.000 metros cúbicos de madera por valor de poco más de medio millón de dólares.

El opositor, que renunció ayer a participar en las elecciones municipales que se celebrarán en Moscú el próximo 8 de septiembre a pesar de que su candidatura ya está registrada, señaló tras conocer su puesta en libertad que tomará la decisión definitiva a su vuelta a la capital rusa.

"No soy ningún animalillo domesticado para que se me pueda retirar de las elecciones y después se me vuelva a permitir participar en éstas durante un mes", se quejó Navalni.

El bloguero ruso deberá permanecer en Moscú mientras se resuelve la apelación contra la sentencia, explicó el abogado del opositor, Serguéi Kóbelev, que presentará un recurso contra la decisión judicial al considerarla "ilegal y sin fundamento".

El presidente del Consejo de Derechos Humanos adjunto a la Presidencia rusa, Mijail Fedótov, calificó de "excelente noticia" la liberación del opositor y anunció que el órgano que preside iniciará una investigación de todo lo que rodea el llamado 'caso Navalni'.

Amnistía Internacional (AI) expresó su satisfacción con la liberación de Navalni pero insistió en que no es suficiente, ya que la sentencia debe ser revocada.

"Insistimos en que el juicio contra Navalni fue celebrado con muchas faltas de procedimiento, y fue usado por las autoridades rusas para ejercer presión sobre los activistas civiles. Esto demuestra la intolerancia (del poder) a la crítica y a la oposición política", dijo el jefe de la filial rusa de AI, Serguéi Nikitin.

El propio condenado ha declarado que el proceso judicial es un encargo político del presidente Vladímir Putin, que le quiere eliminar como posible rival en futuros procesos electorales.

Inmediatamente después de que se conociera la sentencia del juez, Navalni fue declarado preso político por la organización rusa de derechos humanos Memorial, nominada al premio Nobel de la Paz.

En su blog, que recibe más de un millón de visitas mensuales, Navalni ha denunciado numerosos casos de corrupción y clientelismo protagonizados por miembros del "partido de ladrones y sinvergüenzas", como definió a la formación del Kremlin, Rusia Unida, lo que valió la enemistad jurada del poder.