• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Natalidad en España cae por quinto año consecutivo

Cuatro bebés tendidos sobre almohadones entre pétalos de flores | AFP

Cuatro bebés tendidos sobre almohadones entre pétalos de flores | AFP

En 2013, nacieron en España 425.390 niños, un 6,4% menos que en 2012, informó el Instituto Nacional de Estadística (INE). Desde los años 90, el récord de nacimientos se alcanzó en 2008, con un total de 519.779, y el mínimo en 1996, con 362.626

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El número de nacimientos en España se redujo en 2013 por quinto año consecutivo, con una tasa de fecundidad de sólo 1,26 hijos por mujer, según datos oficiales publicados este martes.

En 2013, nacieron en España 425.390 niños, un 6,4% menos que en 2012, informó el Instituto Nacional de Estadística (INE). Desde los años 90, el récord de nacimientos se alcanzó en 2008, con un total de 519.779, y el mínimo en 1996, con 362.626. Desde 2008, en todo caso, hubo una inversión de tendencia, con una caída respecto a ese año que llegó al 18,1% en 2012.

El INE atribuye el descenso de los nacimientos a dos factores: "una menor fecundidad", dado que el número de hijos por mujer disminuyó de 1,32 en 2012 a 1,26 en 2013, y una "progresiva reducción del número de mujeres en edad fértil".

Esto último ocurre en primer lugar porque "el número de mujeres entre 15 y 49 años desciende desde 2009", por efecto de la crisis de natalidad de los años 80 y primera mitad de los 90.

Al mismo tiempo, también refleja "el menor aporte de la inmigración exterior y el mayor número de emigraciones al exterior durante estos últimos años", explica el INE.

Un informe del INE en abril señaló una reducción de la población española en 2013, por segundo año consecutivo, a 46,7 millones de habitantes (-0,9%), debido al retorno a sus países de numerosos residentes extranjeros afectados por la crisis.

El número de residentes de nacionalidad española subió el año pasado ligeramente (+0,3%), a 41,7 millones, pero el de extranjeros tuvo una fuerte reducción (-9,8%), a cinco millones (un 10,7% de la población).

España, cuarta economía de la zona euro, atrajo a numerosos inmigrantes en los años de bonanza económica, pero a partir de 2008 se vio doblemente golpeada por el estallido de la burbuja inmobiliaria y de la crisis financiera mundial.

El país sufrió desde entonces dos recesiones -con un índice de desempleo que actualmente llega al 25,93%- que el Gobierno enfrentó con fuertes reducciones, o con la supresión, de numerosas prestaciones sociales.