• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

ONU condenó última cadena de atentados en Irak y pidió diálogo

Asamblea General de la Organización de Naciones Unidas | AFP

Asamblea General de la Organización de Naciones Unidas | AFP

El pasado mes de mayo fue el más sangriento en Irak desde hace más de cinco años, con la muerte de 1.045 personas en actos de violencia, según la misión de la ONU en ese país, en un repunte de la violencia sectaria y contra las fuerzas de seguridad

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La ONU condenó la última cadena de atentados en distintos puntos en Irak que dejaron decenas de muertos y casi doscientos heridos e hizo un llamamiento a los líderes en ese país para que se sienten a resolver sus diferencias.

"Menos de una semana después de una ola de ataques similar, la población civil iraquí vuelve a sufrir el impacto de una nueva cadena de ataques de terrorismo mortífera", dijo ante la prensa un portavoz de la ONU, Eduardo del Buey.

El portavoz de Naciones Unidas añadió que el enviado especial para Irak, el alemán Martin Kobler, indicó en un comunicado que nada justifica "crímenes despreciables y atroces" que tienen como objetivo a la población civil.

El también jefe de la Misión de Asistencia del organismo en el país árabe (UNAMI), que extendió sus condolencias a los familiares de las víctimas y deseó una pronta recuperación a los heridos, pidió a los partidos políticos que se sienten a negociar sus diferencias.

Por su parte, el Alto Comisionado de la ONU para los Refugiados (ACNUR), Antonio Guterres, condenó en los términos más enérgicos un ataque contra la antigua base militar estadounidense "Campamento Libertad" que dejó dos muertos y docenas de heridos.

Se trata del segundo ataque mortal contra ese campamento en lo que va de años, después de que el pasado 9 de febrero otro atentado contra ese lugar dejara ocho muertes y decenas de personas heridas, según detalló ACNUR.

Al menos 11 personas murieron este lunes, entre ellas tres policías, y otras 43 resultaron heridas, en la última cadena de atentados en distintos puntos de Irak, informaron a Efe fuentes policiales.

Los ataques se produjeron tras una jornada de violencia el domingo en Irak, donde al menos 28 personas perdieron la vida y 143 resultaron heridas, la mayoría perpetrados con coches bomba en zonas de predominio chií del sur del país.

El pasado mes de mayo fue el más sangriento en Irak desde hace más de cinco años, con la muerte de 1.045 personas en actos de violencia, según la misión de la ONU en ese país, en un repunte de la violencia sectaria y contra las fuerzas de seguridad.