• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Muere una de las siamesas separadas el domingo en Bolivia

Siamesas | EFE

Imagen de referencia siamesas | EFE

La directora del hospital Manuel Ascencio Villarroel de la ciudad central de Cochabamba, Rosalía Sejas, confirmó la muerte a los medios y comentó que lamentablemente la salud de la siamesa Danitza Mita Gerónimo fue bastante delicada desde su nacimiento

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Una de las niñas siamesas bolivianas separadas el domingo por un equipo médico en una operación inédita en Bolivia falleció hoy debido a complicaciones de los problemas que padecía desde que nació en mayo pasado, informó una fuente médica.

La directora del hospital Manuel Ascencio Villarroel de la ciudad central de Cochabamba, Rosalía Sejas, confirmó la muerte a los medios y comentó que lamentablemente la salud de la siamesa Danitza Mita Gerónimo fue bastante delicada desde su nacimiento.

Explicó que sufría el síndrome de Dandy Wolker al tener un quiste en el cerebro que le provocó una hidrocefalia, presentaba un "cuadro cardíaco muy severo" y también tenía comprometido el hígado al ser éste uno de los órganos de la unión con su hermana.

Las bebas estuvieron internadas hasta el fin de semana pasado en el hospital Villarroel y la separación fue hecha el domingo con éxito por 29 médicos de más de trece especialidades en la Clínica Boliviano-Belga, en una operación inédita en Bolivia.

Sejas dijo que los cirujanos que hicieron la separación habían advertido de los problemas que atravesaba Danitza.

La hermana, Damaris, "aparentemente está muy bien, ella está estable y nunca tuvo problemas desde que nació, a no ser por una hipertensión pulmonar que al principio se presentó", dijo Sejas.

Las pequeñas nacieron unidas por el tórax y el abdomen, y compartían el hígado y el pericardio.

Las siamesas nacieron por cesárea el pasado 16 de mayo en la Maternidad Germán Urquidi de Cochabamba y pesaron juntas 5,6 kilos.

Los padres son dos jóvenes bolivianos de escasos recursos que tienen entre 16 y 17 años, y ya tienen otros dos hijos.