• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Morales: Francia puede ser la puerta de entrada de Bolivia en Europa

El presidente francés, François Hollande, recibe a su homólogo boliviano, Evo Morales, a su llegada al Palacio del Elíseo en París | EFE

El presidente francés, François Hollande, recibe a su homólogo boliviano, Evo Morales, a su llegada al Palacio del Elíseo en París | EFE

El mandatario boliviano, quien concluyó hoy una visita oficial de dos días a París que tuvo marcado carácter económico, aseguró que su país quiere "tener buenas relaciones con toda Europa"

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El presidente de Bolivia, Evo Morales, concluyó hoy una visita oficial de dos días a Francia que tuvo marcado carácter económico y que le sirvió para expresar su intención de que este país sea su puerta de entrada en Europa.

"Queremos tener buenas relaciones con toda Europa y, por eso, hemos pedido al presidente de Francia que Francia sea la puerta para Bolivia en Europa, especialmente ahora que conocemos mucho mejor la tecnología europea y especialmente la francesa", dijo tras reunirse en el Palacio del Elíseo con su homólogo, François Hollande.

Gran parte de la agenda de Morales en Francia, de hecho, estuvo dedicada a reuniones con empresas galas, entre ellas el fabricante aeronáutico europeo Airbus, la multinacional de soluciones tecnológicas Thales, el grupo energético GDF Suez, el industrial Alstom o la entidad de transporte metropolitano RATP.

Y de dichos encuentros, según explicó, salió con la promesa por parte de esas compañías de que sus representantes van a viajar a Bolivia "próximamente" y le van a hacer una propuesta por escrito que permita avanzar el cierre de eventuales contratos.

"Qué (hay) mejor que la tecnología francesa", señaló Morales ante los medios en el patio del Elíseo, sede de la presidencia francesa, donde se mostró especialmente interesado en la adquisición de aviones y helicópteros de Airbus y en llegar a acuerdos en materia de energía geotérmica y transporte urbano.

La presidencia francesa difundió después un comunicado que respaldaba esa postura y en el que se aseguraba que las empresas galas "desean comprometerse en el desarrollo de Bolivia, respetando su soberanía y teniendo en cuenta los imperativos de la protección del medio ambiente".

El dirigente boliviano aprovechó su comparecencia para subrayar que en ninguno de los encuentros mantenidos estos dos días fue consultado por la nacionalización de empresas europeas en su país.

"Sabe Francia que uno de los mejores socios que tenemos es (la petrolera) Total", indicó Morales, que un día antes, en un discurso en la Casa de América Latina de París, había resaltado que aquellas compañías que sean "responsables" en temas de inversión "siempre serán socias de Bolivia".

El mandatario tuvo durante toda su intervención palabras de agradecimiento hacia Hollande y consideró "un honor" haber podido mantener esa "reunión tan importante para Bolivia", en sentido diplomático, económico, social o de cooperación.

La etapa parisina de su gira europea, que inició participando en Viena en la Comisión de Estupefacientes de la ONU, le sirvió además para defender su gestión como presidente y la mejora económica experimentada en Bolivia en los últimos años.

"Yo entendí que la política es una ciencia de servir a los pueblos. Los presidentes no podemos convertir la política en negocio o beneficio. Es servicio, sacrificio, esfuerzo y compromiso con los pueblos, y especialmente con los sectores más abandonados históricamente", resumió en el Elíseo.

Bolivia, recalcó, atraviesa una etapa en la que busca dar valor añadido a sus recursos, algo para lo que requiere de la transferencia de tecnología de países como Francia, donde reveló que a nivel personal guarda uno de sus "mejores recuerdos".

"En 1989, durante una campaña internacional por la hoja de coca, pasé mi cumpleaños. A los 30 por primera vez conocí una torta en mi cumpleaños, una pequeña torta con muchas velitas", recordó Morales, a quien le resultó curioso que, frente a los intereses de ese primer viaje, este lo haya hecho para profundizar las relaciones "y comprar aviones".

Su agenda tuvo también un hueco para temas deportivos, con una reunión con los organizadores del rally Dakar, en la que trató de convencerles de que cuente con su país en futuras ediciones, a un mes de que se anuncie el recorrido de 2014.