• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Mayoría de estadounidenses apoya legalizar a inmigrantes indocumentados

El presidente de EE UU, Barack Obama / AP

El presidente de EE UU, Barack Obama / AP

Sólo 31 % se opone a esta medida, demandada por el presidente Barack Obama y contemplada en el plan de reforma migratoria que aprobó el Senado en junio

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El 64 % de los estadounidenses se muestra partidario de resolver la situación legal y proveer de un camino a la ciudadanía a los 11 millones de inmigrantes indocumentados que se calcula que residen en EE UU, según una encuesta divulgada hoy.

El sondeo de la Universidad Quinnipiac de Connecticut destaca que sólo un 31 % de estadounidenses se opone a esta medida -demandada por el presidente Barack Obama y contemplada en el plan de reforma migratoria que aprobó el Senado en junio-, y, entre la comunidad hispana, los apoyos se disparan hasta el 72 %.

El objetivo de Obama es que las dos cámaras del Congreso - el Senado y la Cámara de Representantes - lleguen a un acuerdo sobre inmigración antes de final de año, lo que resolvería una cuestión que, pese a haberse abordado en varias ocasiones en el pasado -la última en 2007-, aún no se ha logrado cerrar.

Con la propuesta del Senado ya aprobada, la presión recae ahora sobre la Cámara de Representantes, controlada por el Partido Republicano, y de donde difícilmente saldrá un texto parecido al del Senado, puesto que destacados líderes conservadores ya han anunciado que no se basarán en él para elaborar su propuesta.

Los legisladores de una y otra cámara se marchan hoy y estarán de vacaciones durante las próximas cinco semanas, por lo que la actividad con respecto a esta cuestión quedará en suspensión, por lo menos, hasta el próximo 9 de septiembre.

"Necesitamos que el Congreso saque adelante una reforma migratoria integral que contemple a los once millones de inmigrantes indocumentados que están en este país ahora", dijo Obama en un discurso a finales de enero en Las Vegas (Nevada).

"La buena noticia es que, por primera vez en muchos años, tanto republicanos como demócratas parecen estar listos para lidiar con este problema juntos. Miembros de ambos partidos, de ambas cámaras del Congreso, están trabajando activamente sobre una solución", se mostró optimista entonces el mandatario.

Sin embargo, la ciudadanía para los indocumentados está encontrando notables escollos en la Cámara de Representantes, donde varios congresistas conservadores se muestran reacios ante una medida que, a su juicio, "premiaría" a quienes se saltaron la ley y perjudicaría a la clase trabajadora estadounidense.