• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Manifestantes saquean la capital panameña

Protesta en Panamá por la privatización de la Zona Libra de Colón / EFE

Protesta en Panamá por la privatización de la Zona Libra de Colón / EFE

Los disturbios y saqueos que se registraron este viernes en la ciudad de Panamá, fueron la respuesta de un grupo de manifestantes en contra de la privatización de la Zona Libre de Colón

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

Grupos de personas saquearon este viernes comercios cerca del Parlamento panameño, cuando se aprestaba a iniciar un proceso expedito de derogación de la ley para privatizar la Zona Libre de Colón, cuyo rechazo ha generado fuertes protestas que han dejado tres muertos en los últimos 10 días.

Este viernes, un número no precisado de comercios situados cerca de la sede del Parlamento, en el centro de la capital panameña, fueron saqueados por grupos de personas que se llevaron televisores, neveras y otros electrodomésticos, según mostró la televisión local.

También en otro sector del centro de la capital panameña fueron vaciadas tiendas de ropa, calzado y abastos, lo que llevó a la fuerza pública, que hasta entonces no había actuado contra las manifestaciones, a lanzar gases y disparar perdigones contra estas personas, informaron los medios locales.

Las imágenes de la televisión local mostraron cómo, ante la actuación policial, algunos de los revoltosos dejaron tiradas en una plaza algunos de los electrodomésticos que intentaron llevarse.

Los desórdenes dejaron al menos una persona herida por un disparo que le efectuó el propietario de un comercio cuando intentaba saquear su negocio, según la prensa, que también dio cuenta del robo de dos joyerías de la zona por personas que aprovecharon el desorden.

Entre tanto, el presidente de la Asamblea Nacional, el oficialista Sergio Gálvez, anunció que este mismo viernes se dará la primera de tres discusiones parlamentarias obligatorias para que la polémica Ley 72 pueda ser derogada el próximo domingo.

"Estamos procediendo a llamar a los 71 diputados", explicó Gálvez en una entrevista telefónica con el canal local Telemetro, en la que pidió a los manifestantes cesar en su actividad para que los parlamentarios puedan llegar a la sede legislativa.

El diputado oficialista dijo que han apelado a la "iniciativa legislativa" para iniciar el proceso, que en principio se dijo solo podría arrancar el próximo domingo, cuando el presidente Ricardo Martinelli enviaría un anteproyecto a la Asamblea.

Martinelli se encuentra de viaje oficial en Vietnam y se espera que regrese al país mañana en la noche, dijo esta mañana el ministro de la Presidencia, Roberto Henríquez, al anunciar que dado el proceso legal obligatorio, la "derogación total" de la Ley 72 se concretaría el próximo miércoles.

El gobernante había ofrecido el miércoles pasado anular solo el artículo de la ley que permite la venta de los terrenos en la Zona Libre, que son estatales, lo que fue rechazado por los gremios comerciales y sindicales que promueven las protestas.

Esta mañana, los dirigentes gremiales volvieron a reiterar que mantendrán las protestas callejeras hasta que Martinelli firme la derogación de la ley.

Felipe Cabezas, dirigente del Frente Amplio colonense, pidió a la población y a los grupos que los apoyan mantener "la efervescencia en las calles".

Edgardo Voitier, otro dirigente de Colón, pidió mantener la huelga con "decencia y determinación", y llamó a evitar actos de vandalismo.

Sin embargo, Rogelio Rebello, un dirigente sindical del transporte de carga en Colón, dijo confiar en la "palabra del presidente" y del ministro Henríquez, por lo que instruyó a los transportistas a retirarse a sus bases.

La capital fue bloqueada en diversos puntos por los miembros del poderoso sindicato de la construcción Suntracs, que este viernes inició, lo mismo que al menos nueve asociaciones de docentes, una huelga de 24 horas en rechazo a la Ley 72.

Colón, la puerta en el Atlántico del Canal de Panamá, también amaneció bloqueada.

La Zona Libre de Colón, considerada la más importante del mundo después de Hong Kong, alberga más de 3.000 empresas, genera 30.000 empleos directos y aportes al fisco de 100 millones de dólares anuales, según su Asociación de Usuarios.