• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Llaman a Irán a resolver disputa sobre su programa nuclear

Irán, planta nuclear | EL Comercio/Perú/GDA

Irán, planta nuclear | EL Comercio/Perú/GDA

Israel ha amenazado con una acción militar para evitar que Teherán, su acérrimo enemigo, obtenga armas nucleares. Irán niega ese objetivo y afirma que responderá si es atacado

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El ministro de Relaciones Exteriores de Irán dijo el lunes que se debe hallar la manera de terminar con el punto muerto en la prolongada disputa entre su país y las seis potencias mundiales en torno al programa nuclear de Teherán, informó la agencia de noticias iraní.

Pero el funcionario no ofreció una nueva iniciativa sobre cómo lograrlo.

Las declaraciones de Ali Akbar Salehi se dan antes de la esperada reanudación de las negociaciones diplomáticas, tal vez el próximo mes, que tienen por objetivo evitar que la prolongada disputa se convierta en una guerra en Oriente Medio que podría dañar la ya frágil economía mundial.

Israel, que se cree es el único país de Oriente Medio con un arsenal nuclear, ha amenazado con una acción militar para evitar que su archienemigo obtenga armas nucleares. Irán niega ese objetivo y afirma que responderá si es atacado.

"Ambas partes (Irán y las potencias) han llegado a la conclusión que deben salir del estancamiento actual", dijo Salehi, citado por la Agencia de noticias ISNA.

Las grandes potencias sospechan que Irán intenta desarrollar tecnología para fabricar bombas atómicas con su programa de energía nuclear que la República Islámica asegura tiene fines pacíficos.

Irán y las seis potencias -Estados Unidos, Rusia, Francia, China, Gran Bretaña y Alemania- han expresado su voluntad para reanudar los esfuerzos y hallar una solución negociada. Pero Salehi dijo que no sabía la fecha de la próxima ronda de diálogo.

La semana pasada, las seis potencias dijeron que esperaban poder acordar con Irán una nueva ronda de negociación nuclear.

Han aparecido insinuaciones de que la nueva ronda podría ser este mes, aunque actualmente enero parece como lo más factible, dijeron funcionarios occidentales.

En Washington, el Departamento de Estado dijo que se le presentó a Irán una oferta específica de fecha y lugar para el diálogo pero que Teherán aún no había respondido.

"Sí hicimos una oferta sobre el lugar y la fecha para otra ronda de diálogo, pero no hemos sabido de los iraníes aún", dijo la portavoz del Departamento de Estado, Victoria Nuland.

"La pelota está en la cancha de los iraníes. Si quieren volver a la mesa (de negociaciones), estamos listos para hacerlo, pero queremos ver seriedad", agregó.

Analistas y diplomáticos creen que hay una oportunidad para una nueva iniciativa diplomática con Irán, tras la reelección el mes pasado de Barack Obama como presidente de Estados Unidos.

Las seis potencias exigen que Irán reduzca su programa de enriquecimiento de uranio y que coopere plenamente con los inspectores nucleares de las Naciones Unidas. Irán reclama que Occidente levante sanciones punitivas que hacen graves daños a su economía.

Las potencias prepararon una versión actualizada de un paquete que fue rechazado por Teherán en las rondas previas, dijeron diplomáticos occidentales, sin dar otros detalles.

La prioridad inmediata es que Irán detenga el enriquecimiento de alto nivel que podría ser procesado como material para bombas, cerrar la planta subterránea de Fordow donde se realiza esa tarea y enviar fuera del país las reservas de uranio.

Diplomáticos dijeron que las potencias seguramente ofrezcan a Irán alguna forma de alivio en las sanciones a cambio de sus demandas, pero cualquier medida será limitada.

Un destacado legislador iraní dijo el lunes que Irán espera ese alivio a cambio de acceder a que los inspectores de la IAEA ingresen al complejo militar de Parchin, donde la agencia cree que Teherán ha realizado pruebas con posibles aplicaciones nucleares.

"Deben dar algún incentivo a cambio, y en mi opinión un razonable e igualitario incentivo será levantar las sanciones", dijo Alaeddin Boroujerdi, quien preside el comité de seguridad nacional y política exterior en el Parlamento iraní.