• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Lagarde defiende medidas de estímulo económico

La directora del FMI, Christine Lagarde / AP

La directora del FMI, Christine Lagarde / AP

"La política de estímulo monetario no convencional todavía es necesaria en aquellos lugares donde está siendo utilizada, aunque en algunos lugares por más tiempo que en otros", afirmó la directora gerente del FMI

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

La directora gerente del Fondo Monetario Internacional (FMI), Christine Lagarde, señaló hoy que no hay que apresurarse en la salida de las medidas de estímulo monetario en las economías avanzadas y advirtió que es "necesaria más coordinación global" para evitar episodios de volatilidad.

"La política de estímulo monetario no convencional todavía es necesaria en aquellos lugares donde está siendo utilizada, aunque en algunos lugares por más tiempo que en otros", afirmó Lagarde en su intervención en la conferencia de banqueros centrales de Jackson Hole, en Wyoming (EE UU).

Tanto el banco central de Estados Unidos, como más recientemente los de Europa y Japón, mantienen políticas de estímulo monetario.

La directora del fondo señaló que no debe "haber prisa por salir" de estas políticas y agregó que, por ejemplo, en Europa "aún queda bastante que conseguir" de ellas debido a la fragilidad económica.

Durante el encuentro, organizado por la Reserva Federal de Kansas City, se analizó la posibilidad de que el banco central de EE UU vaya a iniciar la retirada de su multimillonario programa de inyección de liquidez a través de la compra de bonos por 85.000 millones de dólares al mes para impulsar la recuperación económica.

El presidente del banco central estadounidense, Ben Bernanke, quien no estaba presente en la reunión, ha indicado que si las condiciones continúan mejorando puede plantearse una retirada progresiva de este estímulo antes de final de 2013.

Esta posibilidad ha provocado cierta inestabilidad en mercados emergentes, como Brasil, Turquía y Corea del Sur, donde se ha registrado salida de capitales y una progresiva depreciación de las monedas locales respecto al dólar.

"Ningún país es una isla", dijo, al señalar que los emergentes deben estar preparados.

Para estos países, recomendó que "la flexibilidad en el tipo de cambio puede ayudar" y reconoció que "cierta intervención en el mercado puede ayudar a moderar la volatilidad en el tipo de cambio o presiones de liquidez a corto plazo".

No obstante, sostuvo que es necesario ahondar en la coordinación de política global.

"Necesitamos mayores líneas de defensa, líneas de defensa que reflejen nuestra interdependencia. (...) La coordinación política todavía no está donde necesita estar. Fracasar a la hora de actuar a nivel global, con cada país por su cuenta, podría poner la recuperación global en riesgo", afirmó Lagarde.