• Caracas (Venezuela)

Mundo

Al instante

Jordania "no será parte de una guerra contra Siria"

Crisis en Siria / EFE

Crisis en Siria / EFE

La declaración es del primer ministro de Jordania, Abdalá Ensur, quien aseguró que su país tampoco servirá de plataforma para lanzar ataques contra este, en alusión a la eventual intervención militar que propone Estados Unidos

  • Tweet:

  • Facebook Like:

  • Addthis Share:

El primer ministro de Jordania, Abdalá Ensur, anunció hoy que su país "no será parte de una guerra contra Siria", y que tampoco servirá de plataforma para lanzar ataques contra este, en alusión a la eventual intervención militar que propone Estados Unidos.

"Jordania no tomará parte en una guerra contra Siria, porque no será una plataforma ni terrestre ni aérea para cualquier ataque sobre Siria", señaló Ensur en una reunión con el Consejo Supremo de Defensa Civil, en declaraciones recogidas por la agencia oficial Petra.

El primer ministro explicó que su país está "haciendo preparativos como medida de precaución" para proteger a sus ciudadanos, pero no por sentirse "en peligro".

"No hay razón para el temor o el pánico, puesto que este país, con su liderazgo (de la monarquía) hachemí, tiene a responsables cualificados y está listo para afrontar cualquier eventualidad en Siria o la región", agregó.

Según el ministro del Interior, Husein Mayali, también presente en la reunión, la cumbre de seguridad se celebró para analizar las "posibilidades de cualquier suceso en la frontera norte, y para revisar los planes estratégicos de las instituciones estatales, así como los posibles escenarios".

La reunión del consejo llega entre crecientes temores en Jordania a que, si es atacado, el régimen sirio pudiera responder con una agresión sobre el norte de su país, donde unos 900 militares y expertos estadounidenses están desplegados junto a cazas F-16 y dos baterías de misiles Patriot.

El presidente estadounidense, Barack Obama, anunció ayer su decisión de atacar Siria en represalia por el uso de armas químicas por parte del régimen de Asad, algo que considera probado, pero aclaró que buscará la autorización del Congreso, de vacaciones hasta el 9 de septiembre.

Por su parte, el secretario de Estado estadounidense, John Kerry, afirmó hoy que su país tiene pruebas de que el régimen de Bachar al Asad usó gas sarín en el supuesto ataque con armas químicas en la periferia de Damasco del pasado 21 de agosto.